Lo importante es lo que no se ve

El planeta X – Nibiru

Científicos afirman que el Planeta X existe

Los científicos suponen que el campo gravitatorio de nuestra estrella ‘robó’ un exoplaneta que ahora orbita alrededor del Sol.

Un grupo formado por los principales astrónomos de Suecia y Francia han llevado a cabo un estudio a gran escala cuyos resultados indican que el Sol ‘robó’ un exoplaneta de otro sistema solar. Los científicos creen que el cuerpo celeste, Planeta X, como se conoce en la comunidad científica, no pudo haberse formado en nuestro sistema solar.<?XML:NAMESPACE PREFIX = "[default] http://www.w3.org/2000/svg" NS = "http://www.w3.org/2000/svg" />

De acuerdo con un estudio publicado en un recurso en línea para prepublicaciones de artículos científicos, arxiv.org, aunque el planeta descubierto, que tiene aproximadamente 10 veces la masa de la Tierra, no se detecta visualmente ya que su plano de rotación es distinto del de otros planetas, los investigadores lograron determinar que se mueve en una órbita inusual muy alargada con un periodo orbital de 17.000 años.

El profesor de astronomía planetaria, Mike Brown, habla delante de una simulación por ordenador de la órbita del probable noveno planeta en el Instituto de Tecnología de California en Pasadena, California, 20 de enero de 2016.

Hallan evidencias de un noveno planeta en el Sistema Solar

Inicialmente estas características únicas del cuerpo celeste hacían que los astrónomos considerasen que había sido eliminado del disco protoestelar hace unos 4,5 millones de años, pero ahora los científicos creen que ni siquiera tiene origen en nuestro sistema solar.

Los científicos simularon la evolución de la situación en la que el exoplaneta podría haber sido capturado por el campo gravitatorio de nuestra estrella. El experimento demostró que el Sol podría ‘haber robado’ el planeta a una distancia de alrededor de 150 unidades astronómicas si este giraba a una gran distancia de su estrella. Además, el Planeta X tiene una trayectoria orbital que tiene cabida en la configuración dinámica de nuestro sistema solar.

 https://actualidad.rt.com/ciencias/203436-sol-acusado-secuestro-misterioso-planeta

Anuncios

Archivos filtrados de la NASA demuestran que Nibiru existe y se está acercando a la Tierra

Archivos filtrados de la NASA demuestran que Nibiru existe y se está acercando a la Tierra

Durante mucho tiempo la leyenda sobre Nibiru, el también llamado Planeta X, ha fascinado a científicos y a teóricos de la conspiración por igual. Desde una perspectiva científica, ahora sabemos que hay planetas en la periferia de nuestro sistema solar, y que están más cerca y son más numerosos de lo que jamás habíamos imaginado. Pero muy a lo contrario de lo que la gente pueda pensar, fueron los astrónomos a principios de este 2015 quienes revivieron la teoría sobre la existencia de Nibiru.

Esto fue a raíz de una investigación publicada en la revista Monthly Notices of the Royal Astronomical Society Letters, donde aseguraron que tenían evidencias de que hay al menos dos planetas más grandes que la Tierra que se encuentran en nuestro sistema solar más allá de Plutón. Las afirmaciones científicas se basaban en las observaciones de influencias gravitacionales sobre un grupo de cuerpos espaciales denominados “objetos transneptunianos extremos (ETNO)” que orbitan nuestro Sol más allá del planeta Neptuno.

Los más creyentes en la existencia del destructor planeta consideraron el anuncio de los astrónomos como la prueba definitiva de que los gobiernos se están preparando para finalmente revelar la verdad sobre Nibiru y preparar a la población para el día del juicio final. Pero lo que nadie se esperaba es que ahora se diera a conocer públicamente un estudio de la NASA publicado en 1988, el cual revela detalles sobre el misterioso Planeta X con un período orbital estimado de más de 1.000 años.

El estudio demuestra que la NASA y el gobierno de Estados Unidos han sido conscientes de la existencia del Planeta X desde hace décadas, y lo peor de todo es que podría estar aproximándose a la Tierra con consecuencias catastróficas para la humanidad.

Evidencias de la existencia de Nibiru

Según los teóricos de la conspiración, los recientes archivos secretos filtrados de la NASA ( Astronomy Abstract Service y The location of Planet X) revelan que la agencia espacial estadounidense es consciente de que la influencia gravitatoria del Planeta X habría interrumpido las órbitas de otros planetas en los cientos de sistemas solares de años atrás, y que el acercamiento a la Tierra es inminente. Al parecer el legendario Planeta X estaría enviando olas de “partículas energéticas plasmáticas” cargadas a nuestro sistema solar. Como ya avanzamos en nuestro articulo “Últimos desastres naturales, ¿señales del acercamiento de Nibiru o comienzo del Apocalipsis?”, el flujo de energía estaría provocando cambios catastróficos en el clima de la Tierra.

Nibiru existe

Los efectos catastróficos del Planeta X se estarían sintiendo desde 1996 en forma de aumento de la actividad sísmica, la erupción de volcanes inactivos, patrones climáticos anormales, y desastres naturales varios. Los conspiranoicos aseguran que la NASA, el Pentágono y la CIA serian conscientes de la aproximación del planeta errante, y el Vaticano también seria conocedor de esta valiosa información, pero que ha querido ocultar el inminente apocalipsis al público.

El informe presentado a la Casa Blanca estima que alrededor de dos tercios de la humanidad serán eliminados cuando el Planeta X induzca a la Tierra al cambio de polos. Dos tercios de los supervivientes perecerán durante los siguientes seis meses debido a la exposición de diversos elementos.

Pero parece ser que el Planeta X mencionado en los archivos de la NASA no está vinculado con la teoría expuesta por Zecharia Sitchin, quien aseguraba que Nibiru era el planeta de los Anunnaki y que cada 3.600 años se aproxima a la Tierra.

Teorías conspirativas

Según los teóricos de la conspiración, la NASA preparó la misión New Horizons dos años después del estudio que revelaba la existencia del Planeta X en 1988. La verdadera misión de la New Horizons era llegar al Planeta X, pero para evitar el pánico colectivo, la NASA dijo públicamente que el destino de la sonda espacial era Plutón y el cinturón de Kuiper.

Archivos NASA Nibiru

En la década de 1990, la agencia espacial estadounidense fingió abandonar la búsqueda del Planeta X,filtrando falsa información sobre las últimas mediciones realizadas por la sonda espacial Voyager 2, que parecían demostrar que el Planeta X no existía y que las supuestas irregularidades en las órbitas de Urano y Neptuno, que dieron lugar a la hipótesis del Planeta X, se debieron a la sobreestimación de la masa de Neptuno. Pero según los conspiranoicos, la declaración de los científicos de la NASA era una artimaña deliberada para encubrir el destino real de la misión espacial no tripulada New Horizons.

Y a todas estas evidencias conspirativas le tenemos que sumar como en 2012 varios medios de comunicación como CNN, NBC, BBC o Al Jazeera informaron sobre la existencia de Nibiru, aunque rápidamente las noticas fueron eliminadas.

Pero sea cual sea la verdad que se oculta tras el Planeta X, la única realidad es que nuestro frágil planeta se encuentra sometido a graves desastres naturales, y las olas de calor que afectan muchos países pueden ser la prueba definitiva de que Nibiru es real y que el Armagedón está cerca.

Fuente: http://www.mundoesotericoparanormal.com/archivos-filtrados-nasa-demuestran-nibiru-existe-acercando-tierra/

PINCHA EN LA SIGUIENTE IMAGEN SI QUIERES COLABORAR

Formulario


Extraño Cielo Rojo en Mongolia Interior

Extraño Cielo Rojo en Mongolia Interior

Un extraño cielo rojo apareció sobre el área alrededor de la montaña Aer en Mongolia Interior a las 2 pm el 15 de abril.
A continuación, se quedó completamente oscuro y seguido por una “lluvia negra”, finalmente volviendo a la normalidad alrededor de una hora más tarde.

Aunque algunas personas dicen que el fenómeno se produjo debido a la contaminación del aire, nadie sabe si eso causó este extraño fenómeno.

Era un espectáculo aterrador y algo que la población nunca había experimentado antes. Los medios chinos lo describieron como especial y espectacular. Aunque algunas personas dicen que el fenómeno se produjo debido a la contaminación del aire la razón de este extraño fenómeno no ha sido confirmada.

Observando este fenómeno hay a quien le recuerda algunas de las descripciones de la Biblia Kolbrin sobre el pasaje precedente del planeta Nibiru.

Las imágenes se publicaron en ‘Weibo’ un sitio de microblogging con sede en China.

Extraño Cielo Rojo en Mongolia Interior
Extraño Cielo Rojo en Mongolia Interior
Extraño Cielo Rojo en Mongolia Interior

Fuente: http://www.mundomisterioso.net/2015/04/extrano-cielo-rojo-en-mongolia-interior.html

PINCHA EN LA SIGUIENTE IMAGEN SI QUIERES COLABORAR

Formulario


Nuevo descubrimiento en la Constelación del Cisne CONFIRMA la órbita del planeta NIBIRU 2015

Uno de los últimos exoplanetas descubiertos, bautizado con el nombre de Kepler 63b, confirma la existencia de cuerpos planetarios cuya órbita traza un recorrido perpendicular al ecuador de su estrella. Hasta el momento este tipo de trayectorias como la del planeta nibiru 2015 se tenía por algo imposible pero… una vez más, los hallazgos obligan a cambiar el establishment científico actual.

kepler 63 b nibiru

Recreación de la nasa del planeta Kepler 63b, cuya órbita describe un recorrido totalmente perpendicular.

Un descubrimiento asombroso

Nuevamente, los descubrimientos del ya veterano telescopio espacial Kepler que lleva más de 100 planetas confirmados en 69 sistemas solares distintos en los 4 años a sus espaldas de su brillante hoja de servicios y, del que todavía se espera mucho, han vuelto a sorprender por enésima vez a la comunidad científica internacional. En esta ocasión ha detectado un exoplaneta con unas particularidades orbitales que invitan a la reflexión, el debate y la revisión de algunos conceptos establecidos desde hace algún tiempo en el mismo seno de la ciencia acerca de la dinámica interna de los sistemas estelares. Y es que el protagonista de tal evento,Kepler 63b, se mueve alrededor de su estrella de un modo muy característico, pues su recorrido presenta una inclinación en ángulo recto, eso es de 90°, con respecto al ecuador de la misma.

astrónomo David Latham

David Latham es astrónomo senior del Observatorio Astrofísico Smithsoniano (SAO) estadounidense. Sus recientes investigaciones se centran en el descubrimiento y caracterización de exoplanetas en tránsito, tanto de la tierra como desde el espacio. Toda la información del hallazgo del Kepler 63b ha sido publicada mediante un artículo en la revista Astrophysical Journal

Siempre según los astrónomos, se daba por hecho que si un planeta posee una desalineación considerable de su itinerario habitual en relación al ecuador de la estrella a la cual circunda, esto resulta un factor fatal que inevitablemente provoca su desestabilización primero y luego su destrucción. Con lo cual encontrarse con este insólito mundo con una órbita de inclinación tan pronunciada ha sido todo un jarro de agua fría que obligará a replantearse muchísimas cuestiones, abriendo así otro extenso y no menos interesante abanico de posibilidades a tener en cuenta a la hora de seguir buscando otros cuerpos celestes… incluso dentro del sistema solar.

David Latham y su equipo del Centro de Astrofísica de Harvard-Smithsonian afincado en Cambridge han sido los artífices de la revelación; ratificando además que son posibles los planetas con órbitas polares coincidentes con su propio eje de rotación; algo que hasta ahora apenas resultaba una hipótesis bastante improbable y un tanto alocada bajo la óptica contemporánea. El Kepler 63b se encuentra más o menos a unos 600 años luz de la Tierra, en los dominios de la constelación del cisne y, gira alrededor de una modesta estrella muy similar o casi idéntica al Sol, al menos en lo que a masa y temperatura se refiere.

El planeta Nibiru de Zecharia Sitchin

Zecharia Sitchin teorizó sobre el planeta nibiru 2014

Zecharia Sitchin con la reproducción de una tablilla cuneiforme en las que se basan sus teorías sobre el planeta nibiru y los anunnakis.

Si bien es cierto que su especialidad estaba fuera de los círculos astronómicos y ambientes semejantes, Zecharia Sitchin, a mediados de la década de los 70, publicó el primer libro de una serie de proyectos editoriales que no ha sido poco lo que han dado que hablar a pesar de ser rechazados por el mundo académico. En 1976 vio la luz, bajo el título de “El 12º planeta”, una increíble publicación donde entre otras cosas se postulaba la existencia en el Sistema Solar de un miembro planetario desconocido y no catalogado todavía; su nombre es Nibiru. Al igual que Kepler 63b, Sitchin lo pintaba con una órbita perpendicular al ecuador solar. Y, aunque las ideas controvertidas de este autor resultan bastante discutibles en muchos aspectos, la probable existencia de Nibiru, con más o menos acierto por su parte, viene respaldada por documentos sumerios de más de 3000 años de antigüedad como lo son el Enuma Elish, el Mul Apin o los denominados Astrolabios. Todos ellos textos que, presumiblemente se basan en observaciones celestes reales de la considerada primera civilización. Así pues, este planeta oculto habría resultado visible por un breve período de tiempo en el cielo nocturno para nuestros antepasados, coincidiendo con el paso por el punto más cercano al Sol de su amplio y milenario recorrido.

tabla mul apin

reproducción de una de las tablas Mul.Apin

Dejando a un lado el resto de planteamientos de Sitchin, este seencontró con dos obstáculos principales a la hora de que la ciencia considerara la posibilidad de la existencia de tal astro dentro de los dominios del Sol en la forma que lo presentaba. El primero de ellos era justo la prominente y subrayada inclinación de la órbita propuesta para un planeta, en este caso Nibiru, de 90°, que hasta ahora se ha tenido por un imposible y que en este momento David Latham y sus colegas acaban de confirmar; no sólo es posible sino que además tenemos una magnífica muestra. Y por otro lado, seguramente con razón a juzgar por los parámetros que a día de hoy se manejan, todavía resulta difícil de digerir para los astrofísicos el concepto de que un planeta se comporte como un cometa, que era el modo en el cual Sitchin nos mostraba a Nibiru, con un recorrido elíptico al estilo de un cometa.

Historia del planeta X

Aunque Nibiru como hipotético planeta por descubrir no es nada popular en el mundo científico sino más bien todo lo contrario, para sorpresa de muchos tiene un homólogo dentro de su amparo; se trata del planeta x. A primera vista esta ambigua denominación nos puede recordar al número 10 romano o cierto género de películas bastante populares, sin embargo, se refiere simplemente a desconocido, en concreto a un probable cuerpo planetario situado más allá de Neptuno. Aun así podríamos decir que su historia arranca en el año 1843, justo cuando John Couch Adams, célebre matemático y astrónomo británico, se encontraba estudiando las irregularidades orbitales de Urano. Una de sus conclusiones, a partir de las interacciones gravitatorias detectadas, fue que debía existir un octavo planeta tirando de aquel gigante gaseoso. De este modo se descubrió Neptuno pocos años después en 1846, orbitando al Sol a unas 30 unidades astronómicas (UA) de distancia del mismo.

Pero el asombro de los científicos de la época no terminó aquí, pues la órbita del nuevo astro no estaba exenta de anomalías, en consecuencia no tardó a arrancar una búsqueda a la caza de un noveno planeta en el Sistema Solar que, de una forma u otra, sigue vigente en la actualidad.Percival Lowell (1855-1916), astrónomo aficionado, empezó a buscarlo en 1905 y lo llamó planeta X. Sin embargo no fue hasta 14 años después de la muerte de Lowell, cuando se encontró otro miembro importante de la corte del astro rey, Plutón, descubierto por Clyde Tombaugh (1906-1997) que metódicamente había seguido los pasos de Lowell. Ambos utilizaban una técnica que consistía en tomar dos fotografías de la misma zona celeste pero en dos días diferentes. La verdad que la empresa resultaba bastante tediosa, cada una de las fotografías contenía entre 50000 y 400000 estrellas y, si al final ambas imágenes resultaban idénticas, sería porque los puntos de luz se correspondían solamente con estrellas. Así pues, al proyectar ambas sobre una pantalla, quedarían perfectamente superpuestas y ninguna estrella o punto de luz se movería. En cambio, si había un planeta entre estas, su luz se movería sobre dicho fondo fijo durante el proceso de alternancia de las imágenes descritas.

Sedna, el penúltimo candidato a planeta X

recreación de la nasa del planeta Sedna, el penúltimo candidato a planeta X, con vistas a la parte interna del sistema solar donde el sol aparece al fondo casi como una estrella más debido a la gran distancia que les separa.

Como cabría esperar… al final se movería. El 18 de febrero de 1930, Tombaugh se percató de que situado en la constelación de los gemelos había un pequeño objeto que se desplazaba muy lentamente, motivo por el cual debería estar aún más lejos que el propio Neptuno. Antes del transcurso de un mes a partir del hallazgo, se anunció el trascendental descubrimiento de aquel objeto transneptuniano. Se le puso nombre de Plutón al igual que su homónimo dios romano, por aquello de la oscuridad infernal con la que se relaciona este dios de los muertos. No obstante, pronto resultó evidente que el diminuto Plutón no disponía de suficiente masa para explicar satisfactoriamente las alteraciones observadas en la órbita del enorme Neptuno, por lo que la búsqueda del Plantea X no se pudo dar por concluida.

Desde entonces se han encontrado diversos planetas enanos o similares a Plutón, como su satélite Caronte; ambos forman una especie de sistema binario. Pero ha sido durante los últimos diez años cuando se ha engordado significativamente la lista de objetos cuya ubicación reside más allá de Neptuno entre los que destacaría el Sedna por sus particulares peculiaridades. Otros son los Make Make, Hidra, Haumea, Varuna, Eris, Ixión, Quaoar y Orcus. En este sentido, Alan Stern, astrónomo y científico planetario en el Instituto de Investigación del Suroeste (SwRI) en Boulder, Colorado, afirmó hace poco que “Cuando se escriba finalmente la historia del Sistema Solar, es mucho más probable que estemos más cerca de los 900 planetas que de los 9 con los que crecimos”. Sin duda una declaración interesante.

Sigue la búsqueda del planeta nibiru 2015

En la misma línea de investigación acerca del Planeta X pero en tiempos modernos, han saltado a la palestra otras ideas similares apoyando la existencia de algún objeto transneptuniano de carácter masivo como Némesis o Tyche. Los nuevos estudios de científicos de la talla de John J.Matese, Daniel P. Whitmire, Lorenzo Iorio y Rodney Gomes, apuntan a la presencia casi necesaria de uno de estos cuerpos celestes para darle una explicación a lo que ocurre en el denominado “acantilado de Kuiper”. Y el catálogo de posibilidades resultante se muestra bastante amplio y no deja de crecer día a día a medida que se incrementan las variables utilizadas en los cálculos, pues dicho objeto podría ser desde un pequeño planeta idéntico a Marte, hasta un gigante gaseoso tipo Júpiter o incluso una enana marrón; todo iría en la función de la distancia a la que se encontrara situado este cuerpo escurridizo que se resiste a volver el rostro desde los oscuros confines del sistema solar.

Pero vayamos por partes; el Cinturón de Kuiper es una región con forma discoidal situada más allá de Neptuno, más o menos entre las 30 y 100 UA de distancia desde el Sol, que además,contiene infinitud de pequeños cuerpos helados. Se piensa que se trata de la fuente de los cometas de periodo corto. Parece ser que en ocasiones, la órbita de alguno de estos objetos se ve perturbada por diversas interacciones, presumiblemente de los grandes planetas gaseosos, y sucede que se descuelgan de su emplazamiento habitual. Así pues su futuro más probable pasa por tener un encuentro cercano con Neptuno, el cual terminará por expulsarlo del sistema solar o por el contrario lo enviará hacia la parte interna del mismo.

cinturón de kuiper y nube de oort

Vista del Sistema Solar rodeado por el cinturón de Kuiper con disposición discoidal y la nube de oort de forma esférica, o lo que es lo mismo, nuestra geografía cósmica más próxima.

Asimismo resulta cuanto menos desconcertante otro evento que tiene lugar en esta zona tan peculiar. Su parte más alejada recibe el nombre de acantilado de Kuiper. Y los astrofísicos han elegido esta curiosa denominación precisamente porque allí la densidad de objetos del cinturón decrece drásticamente, cae en picado, y esta incógnita sigue provocado verdaderos quebraderos de cabeza en el presente. Una de las explicaciones más lógicas para justificar este extraño comportamiento no sería otra que la existencia de un planeta con una masa suficientemente grande como para atraer y sacar con su propia gravedad a todos esos objetos de su órbita, quedando claro así el porqué de esta especie de vacío. En pocas palabras, la causa principal equivaldría a una versión postrera de Planeta X.

Esta es la hipótesis más probable para Rodney Gomes, astrónomo del Observatorio Nacional de Brasil, en Río de Janeiro, que también señalaba que el planeta advertido podría emplazarse lo suficientemente lejos como para no ser detectado, aunque esas alteraciones de los objetos del cinturón de Kuiper prácticamente delatan su presencia en alguna parte. Y es que al menos, seis cuerpos importantes del propio cinturón que ha estudiado pacientemente en el que se incluiría el distante Sedna, se encuentran en posiciones y circunstancias muy exóticas, comparadas con dónde deberían estar según los modelos existentes. Gomes presentó su descubrimiento el pasado 15 de mayo de 2012 en una reunión de la Sociedad Astronómica Americana en Oregón (Estados Unidos). Para su estudio, analizó y examinó incansablemente ni más ni menos que las órbitas de 92 de estos cuerpos, comparando los resultados con multitud de simulaciones realizadas por ordenador de cómo tendrían que estar distribuidos dichos objetos, con o sin el nuevo astro. Mas al final, sin él de por medio, el resultado de las simulaciones no producían ni de lejos, las órbitas tan alargadas como las observadas en los seis afectados. Para Rodney no queda claro la dimensión exacta del cuerpo celeste pero, desde luego, localizarlo resultará todo un reto, pues podría estar prácticamente en cualquier lugar ahí afuera.

Un nuevo modelo de sistema solar

planeta nibiru 2015

Este sería un hipotético modelo de Sistema Solar donde encontraríamos al planeta Nibiru 2015 orbitando a una enana marrón u otro cuerpo planetario (planeta x y planeta y, por descubrir), y ambos orbitando a Sol conjuntamente en la distancia. De forma que, este planeta X (seguramente un gran objeto helado) pudiera resultar visible desde la Tierra en su punto de máxima aproximación.

Teniendo en cuenta los flamantes descubrimientos astronómicos como el de Kepler 63b y lasno menos recientes hipótesis acerca de astros por descubrir en el sistema solar tipo Tyche o Némesis de los últimos años, qué duda cabe que la figura de Nibiru ha superado de buen grado el estatus de factible; pero nunca bajo la jurisdicción de los dictados de Sitchin. Necesitaría de algunos arreglos y matices que encajarían a la perfección dentro de las posibilidades que ofrece la ciencia y que, por otra parte, también estarían de acuerdo con el legado astronómico sumerio.

En conclusión, dentro de este fresco decorado de lo más vanguardista que ofrecen los elementos de juicio expuestos, no sería nada raro que al final formáramos parte de un sistema estelar binario -entre otras posibilidades- del que todavía se desconoce la identidad de la compañera de fatigas del astro rey. Lo digo en femenino porque uno de los más firmes candidatos a tal certamen resultaría una estrella tipo enana marrón, que escoltara al Sol en la distancia. Justamente aquí, en este escenario, es donde un planeta como Nibiru hallaría su lugar bien asentado.

Y es que siendo un planeta Nibiru 2015 y comportándose como tal, del mismo modo que Kepler 63b, podría estar orbitando en sentido perpendicular a la citada y supuesta socia del Sol u otro cuerpo planetario, también desconocido por el momento. De esta manera no incumpliría las leyes fundamentales de la astrofísica a la vez que resultase un componente inaudito dentro de la vasta matriz del sistema solar.

Seguramente será pronto para sacar conclusiones definitivas pero los próximos años prometen ser muy interesantes al respecto. Sobre todo porque, aunque explorar el cosmos en persecución de un astro del que nada o apenas se sabe de su auténtica ubicación es como buscar una aguja en un pajar y además de color transparente, pues, la puerta sigue abierta a futuros encuentros con mundos ocultos como Nibiru residentes en las tenebrosas profundidades de nuestro sistema solar. En fin, el planeta Nibiru 2014 parece estar un poco más cerca cada día.

Fuente: http://www.investigacionymisterio.com/se-confirma-orbita-del-planeta-nibiru/

PINCHA EN LA SIGUIENTE IMAGEN SI QUIERES COLABORAR

Formulario


El Misterioso planeta X

Una serie de anomalías orbitales han sido recientemente detectadas en las sondas Pioneer lanzadas al espacio profundo en los años 70, existe un planeta desconocido situado más allá de la órbita de Plutón que la ciencia astronómica parece afirmar que puede existir, ese planeta ha sido conocido por las viejas culturas humanas y sus devastadores efectos a cada paso que incluso fueron relatados incluso por los griegos, en el siguiente video, entablamos un debate entre Jose Luis y Vicente Fuentes sobre los datos existentes y las anomalías orbitales de ciertos cuerpos que parecen indicar la real existencia de ese misterioso cuerpo desconocido.

Fuente: http://www.mundodesconocido.es/el-misterioso-planeta-x.html

PINCHA EN LA SIGUIENTE IMAGEN SI QUIERES COLABORAR

Formulario


Climas extremos en la Tierra, ¿evidencias de la llegada de Nibiru?

Climas extremos en la Tierra, ¿evidencias de la llegada de Nibiru?

La nueva información sobre Nibiru es más misteriosa que sus propios orígenes. Muchas personas desconocen la verdad sobre Nibiru, y por qué existe en nuestro sistema solar. Como ya publicamos en“Nibiru, una amenaza real para nuestro planeta”, el planeta Nibiru fue mencionado por los sumerios como el Planeta X, el supuesto duodécimo planeta de nuestro sistema solar. Los sumerios y egipcios creían que el planeta Nibiru tenía una órbita elíptica y no una órbita horizontal normal. Incluso los maya predijeron la existencia de Nibiru, una cierta energía oscura en forma de un planeta que se acercará a la Tierra en un futuro lejano.

Pero lo más aterrador de esto es que cada vez que este planeta se acerca a la Tierra, la civilización entera es eliminada. Y aunque la comunidad científica descarta por completo la existencia de Nibiru, en 1983 dos científicos de la NASA, Dr. Otto Neugebauer y Dr. James Houck, mediante el Satélite Astronómico Infrarrojo (IRAS) observaron sorprendidos un“misterioso cuerpo celeste” en los cielos. La Administración Aeronáutica y Espacial Nacional (NASA) decretaron el descubrimiento como alto secreto, aunque muchos astrónomos fueron críticos con este secreto. Además un artículo publicado en The Boston Globe el sábado 28 de octubre de 1983, afirmaba que la NASA estaba a punto de anunciar grandes descubrimientos del IRAS.

También el 9 de noviembre de 1983, la NASA realizó una conferencia de prensa para discutir el descubrimiento de un gran objeto espacial en la constelación de Sagitario, un objeto potencialmente“varias veces más pesado que Júpiter”. Y en un artículo publicado en “New Scientist” el 10 de noviembre de 1983 (el día después de la conferencia de prensa de la NASA), la NASA dijo que no descartaba la posibilidad de que el misterioso objeto fuera un planeta del tamaño de Júpiter más allá de Neptuno. El artículo se publicó el 30 diciembre de 1983 en el The Washington Post, y el titulo decía lo siguiente:“Misterioso Cuerpo Celestial Descubierto: posiblemente tan grande como Júpiter” por Thomas O’Toole, escritora del Washington Post, Viernes, 30 de diciembre de 1983”.

Pero dejando aparte las teorías del origen y la existencia de Nibiru, son muchos los que creen que los cambios radicales de la Tierra que están sucediendo en todo el mundo son provocados por el acercamiento del Planeta X (Nibiru), sumado a la oscilación de la Tierra y el cambio de polos que se está acercando rápidamente. Estas “señales” de la llegada incluyen un clima cada vez más violento y errático en todas partes de nuestro frágil planeta.

Llegada Nibiru

Aumento inusual de cambios climáticos extremos

Los medios de comunicación están informando de manera habitual como esta siendo común en muchos países patrones climáticos violentos. Los mares y los cielos muestran signos de que la oscilación de la Tierra se está intensificando. Las costas y los barcos en alta mar están constantemente “asaltados” por inmensas mareas y grandes olas que aparentemente aparecen de la nada. El sol y la luna, que ya está siendo muy común verlos fuera de su posición en el cielo, en ocasiones están muy alejados de la Tierra y a veces muy cerca. O inusuales terremotos de gran magnitud azotan lugares de la Tierra donde nunca antes habían ocurrido.

¿Puede ser que el calentamiento global, el cambio climático, o incluso el fracking pueden ser la causa de los movimientos extremos de la tierra, y desplazamientos o temblores de las placas tectónicas? La respuesta es sencilla: ¡No!

Por desgracia, estos desastres tierra no son singulares, poco frecuentes, o hechos aislados. Se han convertido en la nueva normalidad” y están sucediendo en todo el mundo. Aunque los más escépticos afirman que grandes terremotos han ocurrido siempre a lo largo de nuestra historia, existe una preocupante diferencia en todos estos fenómenos. Sin analizamos los puntos entre los desastres y los consideráramos con respecto a la ubicación, hora y tipo de evento y frecuencia, surge un enigmático patrón.

Como muchos de nosotros sabemos, el Planeta X (Nibiru) ejerce un poder magnético sobre la Tierra. Nadie puede negar que algo muy extraño está sucediendo, incluyendo un pico sin precedentes en la actividad sísmica y volcánica.

Bolas de fuego en todo el mundo y el Planeta X

Estamos siendo testigos de como inusuales bolas de fuego atraviesan los cielos, iluminando todo a su paso o estrellándose contra la Tierra. Los expertos tratan de convencer al público de que el dramático aumento de avistamientos de bolas de fuego en todo el mundo es algo completamente normal y que nadie debe preocuparse.

Evidencias llegada Nibiru

El pasado 8 enero una enorme bola de fuego apareció sobre Bucarest, Rumania, convirtiendo la noche en día. Fue grabado en video por las muchas cámaras de seguridad, incluyendo las del aeropuerto de Bucarest. Según la Sociedad Americana de Meteoros (AMS), los avistamientos de bolas de fuego son extremadamente raros. Además, que cuanto más brillante es la bola de fuego, más raro es el fenómeno. Pero incluso así, el 3 de noviembre de 2014 sobre las 9:30 de la mañana (hora local) una gran “bola de fuego” recorrió varios estados de Estados Unidos, como Carolina del Norte, Virginia, Kentucky y Ohio.

El 03 de diciembre a las 8:30 más de 200 llamadas informaron sobre una gran bola de fuego sobre Maryland, Virginia Delaware, Pennsylvania, West Virginia, Nueva Jersey, Nueva York, Connecticut, Massachusetts, Ohio, Michigan y el 28 de diciembre, una bola de fuego brillante fue avistada en Brasil. Estos son solo algunas claras evidencias de que la Tierra está ahora siendo “atacado” por grandes bolas de fuego, un fenómeno que incluso desconcierta a la propia comunidad científica.

Evidencias del acercamiento del Planeta X (Nibiru)

Durante años, los expertos llevan advirtiendo que con el acercamiento del Planeta X (Nibiru), este traerá consigo gran cantidad de escombros hacia la Tierra, como el inusual número de bolas de fuego y meteoritos que bombardean constantemente a la Tierra, junto con las perturbaciones electromagnéticas ocasionales.

Y aunque la comunidad constantemente repite el mismo mensaje de “todo está bajo control”, “no te preocupes y sé feliz”, la realidad es bien otra. La orbita altamente irregular del Planeta X regresa periódicamente al sistema solar aproximadamente cada 3.657 años, donde cruza la órbita de la Tierra, provocando el caos y la destrucción en la Tierra. Y a pesar de los esfuerzos de los más escépticos de desacreditar esta posibilidad, la realidad es que el Planeta X es muy real y muy bien conocido por la “elite mundial” o aquellos en posiciones de poder. Lamentablemente, por el momento, se trata de un secreto muy bien guardado y “prohibido” para el resto de la humanidad, que se encuentra sucumbido en la oscuridad y la ignorancia creada por la manipulación social. ¡Se acabó el tiempo!

Fuente: http://www.mundoesotericoparanormal.com/climas-extremos-tierra-evidencias-llegada-nibiru/

PINCHA EN LA SIGUIENTE IMAGEN SI QUIERES COLABORAR

Formulario


“SE ESTÁN VIENDO DOS SOLES EN NUESTROS CIELOS” NIBIRU… PLANETA X…¿ENANA MARRÓN?

PLANETA X001

Todo aquello que se ha tratado de ridiculizar y ocultar, quizás acabe convirtiéndose en una realidad tan visible, que será del todo imposible su negación.

La ciencia oficial jamás nos va a contar las cosas que suceden en el cosmos, pero hay hechos evidentes que por mucho que quieran negar… dar una explicación “científica” están ahí… a simple vista sin necesidad de un potente telescopio.

Tal es el caso de la posición anómala de nuestro satélite, que lleva al menos cuatro años en forma de sonrisa (U) y una cosa tan evidente no la pueden ocultar.

El por qué está la luna en esa posición es algo que desconocemos los mortales de a pie, quizás los astrofísicos sepan cual es la causa (ó tal vez no) pero en el supuesto de que los supieran a la masas adormecidas no nos lo van a contar.

No sabemos si es la luna la que se ha inclinado, o por el contrario es nuestro planeta el que se ha inclinado y por esa razón vemos así laLuna en el Hemisferio Norte, lo cierto es que varía su posición e incluso ha llegado a salir sin que estuviera previsto en el calendario lunar.

PLANETA X002

Así que solo nos queda especular y tratar de encontrar una explicación a hechos anómalos que se están dando en nuestro planeta.

Ya son muchos los reportes de dos soles en el cielo de gente de a pie que fotografía estea anomalía (no son fotos trucadas) de eso puedo dar fé.

Siempre he pensado que los chemtrails tienen como una de sus funciones (ya hemos hablado del tema chemtrails y su relación con la geoingenieria) tapar cosas que no quieren que veamos, el fumigar delante del sol en la salida y puesta del sol es muy habitual y por tanto su finalidad debe de ser que no veamos “algo” que sin chemtrails sería visible.

¿Pero que quieren ocultar?

Hay mucha especulación en cuanto al tema de la aparición de dos soles y muchos piensan que es cosa del Haarp (Blue Beam) pero yo acertada o desacertadamente disiento de esa opinión.

Ya hablamos del expediente del Vaticano llamado “Secreto Omega“que trata sobre el tema de Nibiru y que fue revelado por el investigador Cristóforo Barbato, al cual le fue puesto en conocimiento por un confidente de dentro del Vaticano.

El Vaticano junto con el Gobierno de EE.UU y desde el STP, telescopio del polo sur, está siguiendo a Nibiru desde una base en la Artántida la cual se puso en marcha en el 16 de Febrero de 2007, desde allí se realiza un seguimiento del planeta y su acercamiento a la Tierra, pero es el propio Vaticano el que tiene una red de telescopios y observatorios astronómicos camuflados, uno de ellos se encuentra en Chile y el otro en Alaska.

Nibiru se ve como un lucero al amanecer y va creciendo lentamente y tal y como lo describieron los indios Hopi, se veria como un segundo sol, y para ello es imprescindible regar los cielos dechemtrails para ocultar el fenómeno.

En estos momentos hay un gran hemertismo en cuanto al temaNibiru y su llegada a nuestro sistema solar. Los Hopi lo llamaban laKachina roja para ellos estas historias han ido pasando de generación en generación.

Cuentan que la Katchina roja regresará a la tierra su rotación natural que es en contra de las agujas del reloj, pues según ellos la rotación de la Tierra fue manipulada por seres extraterrestes no benevolentes.

La Katchina roja traerá la purificación y ese dia la Tierra y todas sus criaturas habrán cambiado para siempre.

Cuando venga el purificador, nosotros lo veremos primero como una estrella roja y a medida que se acerque será como un segundo sol.

PLANETA X003

Cada cultura se denomina con un nombre diferente, para los Sumerios era Nibiru, Ajenjo para los hebreos, el Dragón Rojo por los chinos y la Katchina roja por los Hopi.

Todas las historias que rondan en torno a Nibiru son catastrofistas, pero quizás lo que nos traiga es una energía que haga mutar nuestroADN al más puro estilo de la película Solaris, donde nos muestra un sistema solar binario y el código solar envía chorros de plasma a los astronautas provocándoles cambios de conciencia que influyen en una rápida evolución.

Eventos y grandes cambios se están dando en el sistema solar causadas por una energía proveniente del espacio estelar, producido por una onda de choque de alta energía. Los sucesos se está dando en diferentes planetas de nuestro sistema solar, reportes de auroras en Saturno, cambios de polos en Urano y Neptuno, una serie de cambios en atmósfera marciana aumentando su biosfera, así como la formación de nubes y un crecimiento en la concentración de ozono, así como una primera etapa de generación de atmósfera en la luna, donde se ha detectado una atmosfera de Natrium de 9.000 Km de altura.

En el estado del sol existen grandes modificaciones en cuanto a su comportamiento.

Procesos geofísicos se están dando en todo el sistema solar, y habría que preguntarse si el tan nombrado Nibiru lo que trae es una carga de plasma afectando a nuestro campo magnetico y la Resonancia Shuman que tiene la misma onda de resonancia que nuestro cerebro.
El reporte de dos soles se está dando por todo el mundo, si es el planeta Nibiru pronto lo sabremos, pero de algo estoy segura estamos en una etapa transcendental para la humanidad y de nosotros depende nuestro futuro como especie.

Quizás la manipulación y ocultamiento a la que estamos sometidos, mediante el control mental a través de Haarp, fumigaciones,alimentación, es porque las élites están jugando su última carta a la desesperada para que la humanidad no despierte.

Fuente: http://www.conspiracionesocultas.es/?p=4978

PINCHA EN LA SIGUIENTE IMAGEN SI QUIERES COLABORAR

Formulario