Lo importante es lo que no se ve

Las Tinieblas de la Mente

El Sistema Invertido.

Existe un orden natural, una forma de crear conforme a unos patrones que  se pueden comprobar de forma sencilla, cómo se origina y se destruye la creación, como estos patrones, se repiten y se repiten en el planeta, y más allá de sus fronteras. Esos patrones basados en geometría y matemáticas, forman parte de ese orden natural al que toda la creación está sujeta. Se puede especular sobre si esto es originario de una inteligencia o es una forma de simulación, este campo tan vanguardista está sembrado para que vayamos un poco más allá de lo que la lógica racional nos permite. Por el contrario el sistema en el que vivimos no es natural y su forma de expresión y supervivencia, nos merma y nos enferma, pero ¿qué es el sistema?

Socialmente se conoce al sistema, como el orden por el cual nuestra civilización se rige, este orden comprende un estado social, ideológico, económico, político y teológico, cinco puntas de una estrella en la que todas esos vértices nacen de un cetro un tanto difuso y difícil de identificar, pero qué ejerce a través de sus ramificaciones un férreo control sobre los individuos. Este sistema no solo nos controla físicamente, psicológica y moralmente, para su supervivencia requiere ejercer un control desde otras capas de la realidad las cuales escapan a nuestros sentidos. Todo lo que vive en este sistema, pertenece al sistema. El sistema no solo son los bancos, los políticos o los estamentos religiosos, también pertenecen a él, esos entes o inteligencias que no está reconocida su existencia ni siquiera por el propio sistema, esa es su mejor baza, ya que guardan unos intereses y unas motivaciones alejadas de lo que el sistema puede ofrecer a cualquier mortal. De cara a la galería, si no existe no puede ser desmontado y expuesto por eso su intención esta siempre oculta a nuestra restringida y programada mente.

Cuando abrimos nuestras miras e intentamos englobar todo aquello que desde distintos puntos fluctúa para centrar todas sus opciones en nosotros, opciones en las que ya no hay metas de dinero y poder, sino que son más sibilinas y siseantes. Tenemos que vernos obligados sin más remedio, a formar unas señas que nos permitan identificar sus patrones aunque solo sea por supervivencia. El sistema en el que buceamos tiene una formula viciosa, un patrón que repite constantemente y que nos permite estar alerta e identificar si es algo que proviene de sus intestinos o si por el contrario es algo natural de acuerdo al orden creado en origen.

Los creadores de nuestro sistema, nuestro modo de vida, nuestra forma de ver, pensar, razonar y comunicar, perdieron la capacidad creativa, por tanto al tratar de crear un sistema al margen del sistema, lo único que lograron a través de ese importante conocimiento universal que atesoran, fue fabricar una burda copia. Un creador puede formar desde cero, ellos partieron de una forma ya creada y trataron de formar una nueva forma de existencia al margen de las leyes naturales, pero solo lograron arrancar un proceso de inversión, creando patrones invertidos con los que finalmente formaron un patrón más propio de un virus, que de un ser creativo. Este patrón inverso en realidad formo una respuesta universal más propia de un lupus, células atacando al organismo que las crea y las dio vida, en este caso nuestro papel dentro de esta situación seria como la de simples células reaccionando a una situación autoinmune, ese clásico sentido de llamada ante una acumulación de organismos víricos infectando y atacando al cuerpo que las sostiene. Plaquetas y glóbulos blancos tratando de defender su sistema, llegando en primer orden a la causa del origen de la enfermedad. Nosotros legamos aquí de este modo y quedamos aquí atrapados, tratando de sanar una situación, que una vez dentro, ni entendemos, ni recordamos.

Si tratamos de formar un patrón identificatorio, nos daremos cuenta que el sistema trata de imitar la creación, pero su patrón de imitación, está orientado de forma inversa, alejándose del orden, y entrando en el caos, pasando de lo natural a lo antinatural y de lo con-verso a lo in-verso. Todo es invertido en este sistema, y poco a poco vemos como todo lo natural es transformado y girado de forma siniestra invirtiendo su orden para generar un alejamiento de la naturaleza, de nuestro origen, de nuestra esencia. El sistema lucha contra natura invirtiendo la creación como si de un calcetín se tratara, tratando de alejar toda forma de vida conectada al universo, para pervertirlo, dominarlo y sacar todo tipo de sentimientos, para sustituirlos por odio y miedo.

El orden del caos es uno de los principios
en los que se fundamenta la élite del sistema.

Hoy, mires donde mires, todo ha sido invertido, los símbolos, los modos y las formas, el pensamiento y el desarrollo de las ideas, todas invertidas. Las relaciones humanas, los géneros, el sexo, todo invertido. Las creencias, la fe y la religión también fueron invertidos, alejándonos de lo que en realidad significaron una vez. La política también es invertida, beneficiando a unos pocos en lugar de a todos. En la economía curiosamente invertir supone generar riqueza, cuando la verdadera riqueza esta en donar, ya que es el don el que nos hace naturalmente ricos, pero al invertir este proceso, nos enseñan que la avaricia y el egoísmo, o sea la inversión del orden natural, es la forma adecuada de gestionar la riqueza. En un planeta plenamente abundante, vivimos en la escasez, eso lo invirtieron y olvidamos que es la abundancia, ni siquiera podemos imaginarla. Nuestra salud y el modo de alimentarnos también fue invertido, convirtiendo lo artificial, lo químico y lo procesado en lo común al progreso, alejado de lo natural, alejado de lo adecuado y lo equilibrado, lo sano y lo respetable con nuestro entorno y nuestro cuerpo.

Los roles sociales también fueron invertidos, y adoptamos como lógico y normal, abandonar a nuestra descendencia, y vivir por y para el sistema, creemos que ser esclavos es lo mejor para nosotros, y solo perseguimos como meta una jaula más grande, con amplias zonas comunes y zonas ajardinadas, en lugar de romper esos barrotes y combatir nuestra propia esclavitud. Todo girado, todo invertido, virando en la dirección contraria a lo humano, despegándonos del sentimiento y la empatía, abrazando el pragmatismo, la lógica cuadriculada y la frialdad psicopática. Acomodados en la amnesia anestésica, avanzamos en dirección contraria con toda nuestra energía, volamos hacia el abismo más negro y oscuro, persiguiendo un resplandor que nos hará besar el suelo y rebotar en la estupidez.

El sistema, ese archienemigo que nos persigue, nos vigila y nos maltrata, ese gran hermano oculto en las sombras que intriga y conspira para aplastar cualquier síntoma de secesión. Ese cruel enemigo al que todos reconocemos y que impotentemente soportamos, es en muchas ocasiones nuestro mejor amigo y aliado, ya que como buen camaleón, se vestirá con las ropas que precise, para evitar que encuentres la verdad, o al menos parte de ella. Es por eso que te proporciona ese dulce Soma que aletarga tus sentidos y permite que continúes rebelde, pero dócil al mismo tiempo.

El sistema te conoce mejor que tú y sabe lo que necesitas incluso cuando ni siquiera tú lo sabes, sabe cómo proporcionártelo, sabe cómo mitigar tu inquietud, sabe cómo mojar tus labios resecos, y calmar tu ansia y tu sed, sabe y tú solo crees que sabes. Ese es el génesis de todo, creer ayuda a tu control, mientras crees, el sistema te mantiene creyente y te proporcionara creencias, sean estas cuales sean, todo es cuestión de gustos. Seas religioso, seas despierto, feroz investigador, adoctrinado, pragmático, escéptico, libre pensante, anarquista, ideólogo, filósofo o científico, al final, eres creyente y te dará tu dosis, cual salario. Tu hambre de conocimiento jamás es saciada, porque ese hambre es ilusoria, jamás tuviste hambre, jamás buscaste conocimiento, solo mutabas, eras un gusano adoctrinado, ahora que crees saber, no eres más que una perpetua crisálida, nada cambia, solo transformas tus creencias, mutas y el sistema se adapta a tu mutación proporcionándote eso que tu nuevo perfil mental necesita, el velo no se levanta solo cambia su textura, su color, su trama.

Llega un momento en que empiezas a desconfiar, y te abrazas a la duda, la aprietas tanto que eres incapaz de hacer nada sin ella, eres como el niño que no puede dormir sin su osito, la duda se convierte en ese comodín que te sirve para protegerte de todo, esa sabana que te protege de los monstruos, de la mentira y de la verdad, porque ambas son rechazadas, la duda como estandarte te hace tropezar igual, y ayuda al sistema a mantenerte inerte, quieto, creyente, la duda es un principio, pero en algún momento debes dar ese segundo paso comprometido. Con un poco de ejercicio de observación, acabas por ver y darte cuenta, que el sistema te sigue dando opciones, dudes o no de él, te sigue proporcionando múltiples posibilidades de hallar el error, te ofrece pruebas irrefutables que señalan aquello que crees es lo correcto, te empuja a ese abismo en el que todas las posibilidades posibles son puertas que no van a ninguna parte, errores cíclicos, esfuerzos inútiles, el sistema te convierte en el perrillo que se persigue el rabo, girando y girando sin llegar a concretar, ni descubrir nada que ponga en riesgo al propio sistema.

Por lo tanto con este sencillo razonamiento puedes llegar a conclusiones concretas y certeras, al menos sabrás que creencia es incorrecta, inútil e inservible, no necesitaras resonar con nada porque la mentira cantara por soleares.

Quédate con esto:

Si el sistema me ofrece algo es porque beneficia al sistema. Si el sistema persigue, oculta o ridiculiza algo, es porque me beneficia y me libera a mí”

Parece sencillo y básico, parece incluso de parvulario este planteamiento, pero muy pocos lo aplican o ni siquiera ponen un mínimo filtro ante lo que reciben de él. La mayoría defiende al sistema con uñas y dientes, creyendo que poseen la verdad, pero solo poseen una ponzoñosa versión de esa tramposa verdad, si se mirasen verían como de sus bocas llenas de argumentos cuelga el sedal. Para el sistema, atraparnos es como pescar en un cubo, sabe que tarde o temprano picaras y mostraras orgulloso el anzuelo de tu boca. Es curioso como alguien que vive en el infierno pide más leña, justo cuanto más se queja de las llamas que lo consumen. Aun no acabo de entender como aquellos que rechazan la mentira y la estafa, vuelven a picar ingenuamente a la primera que le ofrecen algo parecido a lo que acababan de rechazar.

Los síntomas de vivir invertidos, es que nos incapacita para identificar al sistema, perdemos la perspectiva de lo correcto, naufragamos en una polaridad que está pensada para relativizar y no ver más que matices en lo absoluto, el blanco y el negro son cada vez más grises, más relativos, argumentos y razones no nos faltan, para no llamar a las cosas por su nombre, siempre preferiremos la preciosidad y la fatuidad dorada de la mentira, a la rasposa e incómoda verdad. Vives cabeza abajo, piensas que el mal porta cruces y pentagramas invertidos, pero en realidad no es tan sencillo, es mucho más complejo que ese cliché simplón, todo está invertido incluso tu y yo, por eso nos cuesta tanto encontrar el orden dentro de este caos.

“El sistema no solo es el Satán, también son las dulces natas, las cuales saboreamos sin percibir lo venenoso en su sabor, robas ese elixir de los labios del otro, cuando no son sus labios sino suorto.”

Esta inversión, habla por sí sola, In-Veritas-Sion, contraída de tal forma que cuando tomas el fruto de tu esfuerzo y haces tú inversión, estas donando a la causa equivocada ese fruto de tu trabajo, de tu sudor y sacrificio. Sin querer estas realizando un ritual a su dios, a su causa, un sacrificio de sangre, pura energía. Piensa detenidamente, medítalo tranquilo, para, e identifica los patrones, todo esta sujeto a un modo, a un ritual, esa forma inequívoca de hacer las cosas y perpetuarlo durante generaciones. Romper esos rituales, es el modo de sanar este sistema, que nunca fue de ellos, sino nuestro.

Publicado por Ruben Torres

Fuente: http://lacosechadealmas.blogspot.com.es/2015/10/el-sistema-invertido.html


Sueños lúcidos: ¿Podemos controlar nuestros sueños?

Sueños lúcidos: ¿Podemos controlar nuestros sueños?

Imagina por un momento que “caes” en un sueño profundo sólo para encontrarte en la mayor sala de realidad virtual del mundo. Puedes hacer lo que quieras, puedes volar, viajar o acceder a donde quieras y lo mejor de todo, eres completamente consciente de ello. Estamos hablando de los sueños lúcidos.

“Un mundo nuevo”

El sueño lúcido es la práctica de la alteración de los sueños. En un sueño lúcido, la persona sabe que está soñando y puede cambiar el curso de un sueño cuando quiera. Aunque el sueño lúcido sólo ha sido parte de nuestro vocabulario cotidiano en las últimas décadas, la realidad es que muchas culturas desde el comienzo de la humanidad ya lo practicaban. Los nativos americanos utilizaban los sueños lucidos como un portal al mundo de los espíritus, mientras que los budistas tibetanos los han estado practicando durante siglos.

Frederik van Eeden, un psiquiatra holandés, acuñó el término “sueño lúcido” en 1913 durante su estudio de los sueños. Comenzó documentando sus sueños en un diario, y con el tiempo descubrió nuevos tipos diferentes de sueños. Según sus investigaciones, las funciones psíquicas se activan cuando la persona llega a un estado de conciencia perfecto y es capaz de dirigir su atención para crear diferentes actos.

Incluso la comunidad científica tiene su propia teoría para explicar los sueños lucidos. Normalmente cuando dormimos, la parte de la corteza prefrontal dorsolateral de nuestro cerebro está desactivada. Esta es la parte del cerebro donde se produce la memoria. Las personas que experimentan el sueño lúcido en realidad activan esta parte del cerebro, en un sentido, girando sobre su conciencia.

Pero el sueño lúcido también tiene efectos secundarios beneficiosos. Muchas personas utilizan el sueño lúcido para ayudarles a resolver problemas mediante la reproducción de la cuestión en el sueño, intentando obtener diversos resultados. Incluso algunos expertos, aseguran que es útil para la curación emocional y para eliminar constantes pesadillas.

Los soñadores lúcidos pueden “comunicarse” con el mundo exterior

En 1975, el psicólogo británico Keith Hearne logró un descubrimiento que revolucionó el mundo de los sueños: grabar los movimientos oculares de un sujeto llamado Alan Worsley mientras dormía y participó en un sueño lúcido en un laboratorio. Fundamentalmente, los dos hombres habían acordado un patrón establecido por señales de movimiento mediante los ojos. Moviendo sus ojos en el sueño lúcido, Worsley era capaz de comunicarse con Hearne en el mundo exterior, mientras que él estaba soñando.

Sueñoos lúcidos controlar

El sorprendente experimento demostró, por primera vez en la historia, que existía la conciencia en los sueños. Pero, ¿y al revés? ¿Podemos enviar mensajes a un soñador mientras duerme? La respuesta es sí. Cuando dormimos, generalmente nuestros cerebros ignoran lo que está pasando en el mundo exterior. Sin embargo, todos tenemos la sorprendente capacidad de “ver” lo que está ocurriendo en el exterior de nuestros sueños. Hay casos de soñadores lucidos que se han llegado a despertar de repente porque alguien de su familia necesitaba ayuda, o en otros casos, los soñadores se han despertado repentinamente porque estaba ocurriendo algún tipo de catástrofe en algún lugar de nuestro planeta.

Los peligros en los sueños lucidos

Aunque no hay evidencias de que los sueños puedan tener efectos negativos en el soñador, hay expertos que aseguran que podría haber algunos efectos secundarios asociados con este tipo de sueños, y laadicción es uno de esos efectos negativos. Algunas personas quieren probarlo sólo por diversión, sin embargo, hay que tener cuidado con esta capacidad ya que permite escapar de la vida cotidiana.

El sueño lúcido puede debilitar las fronteras entre la vigilia y el sueño, el consciente y subconsciente de la mente, la realidad y la fantasía. Esto podría cuásar problemas de carácter disociativo. Probablemente la forma más común de disociación implica tener problemas para distinguir sus recuerdos reales con los recuerdos oníricos. Todo aquel que experimente el sueño lucido tendrá que tener la suficiente capacidad para identificarlos. Esto realmente puede ser un problema para aquellos que puedan tener una absorción de los recuerdos.

Sueños lúcidos controlar nuestros sueños

Otro peligro a tener en cuenta es que algunas personas creen que experimentar muchos sueños lúcidospuede ser muy agotador. Este fenómeno pude ser tan agotador como si hicieras ejercicio durante veinte o treinta minutos.

Y no nos podemos olvidar de las entidades fantasmales en sueños lucidos. Como ya comentamos en¿Los fantasmas pueden aparecerse en nuestros sueños?, cualquier espíritu tiene la capacidad de materializarse en nuestros sueños como un fantasma. En los sueños lucidos este tipo de comunicación con el más allá es mucho más intensa y estas entidades podrían utilizar este fenómeno para transmitirnos un mensaje o una advertencia. Aunque en otros casos el soñador ha llegado a ser “perseguida” o atacada por una entidad demoníaca. Es por este motivo que cualquier persona que experimente los sueños lucidos debe de ser consciente de que podría encontrarse con ciertas entidades indeseables.

¿Cómo tener un sueño lúcido?

Si después de haber leído todo lo anterior, continúas queriendo experimentar los sueños lucidos solo debes seguir las siguientes recomendaciones:

1. Tener un diario de sueños al lado de la cama

Escribe tus sueños justo cuando te despiertas. Esto te permite ver el patrón de tus sueños y familiarizarte con el mundo de los sueños. Esto te ayudará a recordar tus sueños.

2.Prepárate para saber cuándo estás soñando

Algunas personas logran este objetivo mediante la realización de prácticas habituales, como mirar sus relojes o viendo un calendario con frecuencia durante el día, esperando que esa rutina se traslade al mundo de los sueño. Cuando tengas este comportamiento en un sueño, entonces serás capaz de reconocer cuando estés soñando.

Sueños lúcidos podemos controlar nuestros sueños

3.Conoce tus signos oníricos

Lee tu diario de sueños con frecuencia para ver si hay algún detalle que se repite. Busca estos detalles cuando estés soñando y utilízalos para saber si estás soñando.

4.Trata de volver a soñar cuando te despiertes

Registra el sueño en tu diario de sueños antes de volver a soñar. Algunas personas programan una alarma para alterar el curso de un sueño e intenta volver a él.

A tener en cuenta

Como hemos podido comprobar, conseguir un sueño lucido no es nada fácil, incluso algunos de los mayores soñadores lúcidos sólo logran este tipo de fenómeno pocas veces en un mes. También hay que recordar que los sueños lúcidos no son para todos, pero los que lo consigan, disfrutarán de una experiencia única ya que pueden aportarte información muy importante parta tu vida. Pero también recuerda los efectos negativos anteriormente mencionados, ya que el sueño lucido podría convertirse en la peor de tus pesadillas.

Fuente: http://www.mundoesotericoparanormal.com/suenos-lucidos-podemos-controlar-nuestros-suenos/


SELECCIONES

El otro día deliberaba con personas cercanas a mí sobre las emociones que sentimos con respecto a la humanidad. Cierto es que había opiniones de todo tipo, aunque mayormente todas eran "positivas". Sobre todo cuando se paraban a analizar lo que sentían, y no lo que su personalidad les decía al respecto.

– Cuando escuchaban a su "cabeza" veían que el mundo esta del revés, la típica frase de "esto tiene que petar por algún sitio", veían un despertar lento, en el que, con la mayoría de personas que les rodeaban, no podían hablar de sentimientos, de energías, de prosperidad… Un mundo en el que no podían compartir su visión del mismo, ya que creían que se le tacharía de optimistas irracionales y poco objetivos, por no decir "locos". Un mundo en el que la gente está robotizada y sumida en el sistema y la materia.

– Cuando apagaban el ruido mental y salían de esta percepción en mucha parte manipulada y condicionada por el sistema y el inconsciente colectivo, y se detenían a mirar el mundo desde su interior, desde su esencia, desde sus sentimientos…, veían algo completamente diferente. No sólo sentían la esperanza de que todo va a mejorar, sino que sentían que ya estaba pasando. Es más, casi podían percibir que de alguna manera eso ya había pasado y que nos dirigíamos indudablemente hacia ese "futuro". Comprendían que todo pasa por algo, que todo tiene un orden perfecto, y que a pesar de lo que nuestro ego, nuestras subpersonalidades, nuestros miedos o nuestra programación mental nos digan, nuestro interior sabe que la humanidad está despertando. Que quien más o quien menos quiere mejorarse a sí mismo, que el tema de las energías, el espíritu o la metafísica (por ponerle algún nombre) no es tan tabú como pensaban, que las personas quieren manifestar su plenitud a través de su esencia, que quieren fluir, que quieren Ser!

Aquí vemos una gran diferencia entre opinar, hablar y vivir de manera inconsciente yendo por donde el inconsciente colectivo nos quiere hacer ir, o bien viviendo, opinando, hablando, sintiendo, amando la vida y cada instante desde un "pensamiento" consciente. Obviamente lo que siempre digo de pensar, sentir y actuar en concordancia en el primer punto quedaría obsoleto, ya que mientras la cabeza nos dice lo mal que esta todo, nuestro corazón sabe que eso no es así. Y entonces ¿cuáles son nuestros actos? Normalmente caóticos, sin conciencia ni propósito, y aunque fuesen lo más bondadosos posibles, la cadena de pensamiento, emoción y acción no cumpliría su objetivo.

Así pues, ser conscientes! Vivir la vida desde vuestros corazones, y cuando el pensamiento casi inconsciente discrepe, hacedlo consciente, sacar vuestras sombras a la luz, convencerlas y si es necesario, reprogramarlas! Sabed que el corazón y nuestra esencia no son programables, pero nuestra mente si lo es. La naturaleza y el universo son sabios…, así pues, no creéis que eso está hecho así con un propósito? Tal vez el propósito de abrir nuestra mente, de vaciar esa copa para llenarla con "programas o creencias" que nos permitan sentir las emociones que nos favorecen, y que nuestro corazón y la energía del amor puedan manifestarse en toda su plenitud.

En este bonito intercambio de opiniones que tuve me di cuenta de que de alguna manera mi mente, mi corazón y mi esencia, en la mayoría de los casos están bastante de acuerdo… Digo en la mayoría de los casos porque me puedo despistar, porque a pesar de haberme reprogramado y de intentar ser coherente entre mis pensamientos, mis emociones y mis actos, nadie está libre de "errores", y lo pongo entre comillas porque en mi visión del mundo y de la existencia, todo error también tiene un por y para qué.

Intente poner nombre a mi sensación, intente describirla con palabras, pero no pude. No encontraba palabras humanas que describieran lo que siento cuando veo el mundo y cuando intento "imaginar" como "será"…

Así que una de las maravillosas personas que estaba allí, dijo: Por lo que dices y por como lo dices, creo que sólo se me ocurre una palabra: CERTEZA.

Así es, CERTEZA. Tengo la total certeza y convicción de que vamos bien! Sé que siempre os lo digo, y que cuando me pongo reflexiva siempre acabo con la misma frase, pero es que no puedo decirlo de otra forma porque así es. Además pienso que nos intentan hacer creer de muchas maneras que todo está muy mal, y que vamos a peor, y hay que equilibrar esa balanza porque para más inri, desde mi universo particular, eso no es cierto.

Felicidades a todos los valientes que se atreven a mirar hacia dentro, felicidades a todos aquellos que se enfrentan a ver sus sombras, y felicidades porque una vez las hacéis conscientes trabajáis para que se iluminen con la luz de vuestro espíritu!!

Repito lo de siempre, no os creáis lo que leéis en internet, no os creáis lo que veis en la tele, no os creáis lo que escucháis en la radio, ni lo que os diga el vecino, el amigo de toda la vida, vuestra familia, vuestra mente programada, ni si quiera me creáis a mi… Deteneros, apagad vuestros pensamientos y sentir! De nuevo, leed esto relajados, sin juicios, sin opiniones de vuestra "personalidad artificial" y de nuevo, sentir! Así encontrareis vuestra particular CERTEZA, y esa será la que construya vuestro mundo!

Yessica Safont

Fuente: http://detrasdeloaparente.blogspot.com.es/2015/10/selecciones.html


¿Donde esta la Luz?

La luz es un símbolo que ha definido una de la polaridades dentro de nuestra dualidad. La luz unida a un ser consciente nos ha hecho que lo identifiquemos automáticamente con ese lado positivo o del bien, en el cual creemos que todos los seres que emiten esa luz automáticamente pertenecen a esa polaridad. Por el contrario la ausencia de luz u oscuridad se ha definido por sistema a el polo negativo o al mal. Por esta regla basada en la apariencia, nosotros mismo que no emitimos luz, podríamos ser considerados como seres oscuros o negativos, pero sin embargo nadie (salvo ridículas excepciones) se identificaría jamás, como un ser oscuro o puramente negativo.

Si tomamos esta lógica, el lado del bien o de la Luz, tampoco puede ser juzgado con este rasero tan simple, porque hay muchas formas de simular esa luz y aparentar lo que no se es. Se que muchos repudian términos como Falsa Luz, porque no se ajusta a sus creencias metafísicas, y creen infantilmente que la luz va ligada a la sabiduría, a una consciencia elevada y a una intención respetuosa o de bien. Evidentemente no es así, y como siempre sucede, creer en algo te impide comprender y tener la referencia y la perspectiva adecuada.

Si no sujetamos a las leyes físicas, es sencillo entender como un ser puede ser de Luz real y no tener una intención positiva ¿Como? Sencillo, nuestra estructura mental, nuestra programación y nuestras creencias, nos impiden ver el bosque y solo vemos arboles. Las leyes naturales y el principio de frecuencia y vibración, nos da la respuesta de forma básica y elemental. Los rangos de frecuencias distintos a los que un ser humano corriente suele portar o tener, definen el punto cero o neutro, en el que no hay luz física, ni oscuridad. Por lo tanto los seres de oscuridad, partirán de una frecuencia inferior a la nuestra, por lo tanto, nosotros estaríamos en un rango superior al suyo y los veríamos oscuros, pero ese ser oscuro, jamás se vería así mismo como un ser de oscuridad, simplemente seria un nivel de percepción distinto y no podría llegar a entender porque nosotros lo definimos como oscura, si el así mismo no se percibe de igual forma.

De igual manera pasa con la Luz, todo lo que este por encima de nuestro rango normal de frecuencia, será Luz, pero a pesar de que a nosotros nos parezca un ser luminoso, esa Luz simplemente nos esta causando engaño, ya que ese ser de “Luz” no se ve a si mismo como un ser luminoso y su percepción de ello, le llega por culpa nuestra, al rendirnos ante su luz, cuando en realidad solo esta mínimamente por encima de nuestro rango. Nuestra mentalidad sujeta a patrones jerárquicos automáticamente lo asimila como alguien superior, pero en realidad sus intenciones siguen siendo igual de egoístas que las de cualquiera. Evidentemente todas las frecuencias, que estén por encima de su escala, él los vera como seres de Luz, y así sucesivamente.

Que estén en escalas de frecuencias superiores o inferiores no quiere decir que sean seres superiores o seres inferiores, esto sucede por nuestra programación, y nuestra estructura mental, también son defectos de lenguaje, ya que hablar de superiores o inferiores nos hacen caer en ese programa de “arriba o abajo / bueno o malo”. Una forma sencilla de entenderlo seria usar la escala musical, donde las siete notas musicales partirían de una situación neutra, una escala básica de frecuencia desde la cual, se subirían o bajarían octavas o subtonos, La nota seria la misma ni superior ni inferior, solo que al subir su frecuencia se vuelve mas aguda y al bajarla se vuelve mas grave. Misma nota distinta frecuencia distinto resultado, pero mismo tono.

Por lo tanto es defecto de percepción el que al estar ante un ser con una frecuencia mínimamente superior (ojo, su frecuencia no su intención) lo percibamos con luz, por eso caemos en ciertos engaños y automáticamente los colocamos en roles positivos, si siquiera conocer sus verdaderas intenciones. Por eso en movimientos como la nueva era o distintas disciplinas espirituales o metafísicas, han caído repetidamente en este error y se han dejado guiar por seres de luz, con intenciones muy egoístas y negativas, seres que han tomado la voluntad de unos adeptos y los han manipulado como arcilla húmeda.

Seres negativos toman tú energía para subir su frecuencia.


Lo que conocemos como Falsa Luz, no es otra cosa que un principio de transferencia. Un ser que no tiene luz o que tiene una frecuencia inferior, puede subir su frecuencia artificialmente y parecer un ser de luz, cuando en realidad es un ser de frecuencia muy baja, muy oscura. ¿Como lo hacen? Sencillo, te roban tu energía y logran elevar su frecuencia y emitir esa luz, pero cómo esa frecuencia no ha sido elevada de forma natural, a partir de una toma de conciencia, o a través de una expansión consciente, sino que ha creado lazos con seres vivo que le reportan una constante transferencia de energía, elevándole su frecuencia lo suficiente como para aparentar ser luminoso. Esto es la Falsa Luz, falsa porque no ha logrado su luz a través de la concienciación, la comprensión o la expansión de su conciencia, sino a través de vulnerar el libre albedrío de seres vivos a través del engaño, transfiriéndole su energía voluntariamente, ayudándole a mostrarse como lo que no son, básicamente gracias a nuestra propia Luz, ciertamente es ingenioso el engaño, esa luz que muestra es la Luz que te roba en tus narices. Es como darle limosna a un ladrón.

No debemos pensar que únicamente nos quitan la energía para alimentarse, aunque así sea, no tienen tanta necesidad de alimento como nosotros, pero si necesitan mucha energía, cuanto mas nos roban, mas energía logran concentrar y mas suben su frecuencia, pudiendo así crear mas lazos con mas seres vivos y aumentar su poder. Como podrás imaginar entre ellos si existe una jerarquía, cuanto mas incautos engañen, mas energía acumulan, mas alta es su frecuencia y por supuesto mas Luz emiten, con lo cual podrán engañar a mas y mas. Pero no creáis que al elevar sus frecuencias artificialmente pueden llegar a ciertos planos donde la conciencia si es elevada, su limite físico, lo impone su conciencia, egoísta, mezquina y predadora.

Es una forma artificiosa de intentar lograr una ascensión, esta es la estúpida ascensión que persiguen muchos, en la que es necesario mostrar una faz, positivista y de aparente amor, forzados a negar lo negativo y creyéndose dioses o adoptando roles mesiánicos o angelicales, para empezar a crear lazos (contratos) con seres vivos a los cuales quedar ligados energéticamente e incluso implantados etericamente, para comenzar a robarles energías y elevar su posición jerárquica, dentro de esta progenie oscura.

Por supuesto todo esto tiene un limite, aunque consigan crear lazos con millones de humanos a través de cultos o religiones, existe un tope de frecuencia, que esta marcado por leyes físicas en los que ese ser no podrá cambiar su densidad a pasar de estar absorbiendo gran cantidad de energía, por que el estado de su conciencia debe ir paralelo a su estado físico, por lo tanto por mucha luz que emita, por mucha energía que robe, su conciencia no estará acorde y no variara de densidad, por lo tanto su ascensión es ilusoria, solo asciende dentro de una jerarquía muy limitada y cerrada, una jerarquía que no existe en un entorno natural.

Ni que decir que estos seres de luz necesitan estar constantemente atando contratos con seres vivos, ya que les va su posición en ello. Por eso están constantemente filtrando credos y terapias energéticas, tomad en cuenta que todo lo que nos ofrecen son manzanas envenenadas, formas de que quedemos atados a ellos, es mas algunos trataran de crear lazos tan férreos que trataran de impedir que tu, les des tu energía a otros, con lo cual ya no serás dueño de tu voluntad, esto pasa mucho con los guías, los guías ejercen un control tan férreo, creando una dependencia tal, que lograran que esa persona, no pueda ir a mear sin consultarle antes a su guía.

Existen distintos tipos de lazos a los que atarse a estos seres de aparente luz, unos crean muchos lazos con millones de personas a través de credos como las religiones, pero son lazos mas débiles, que otros que los crean con guías o seres ascendidos que contraen una relación mas cercana y mas absorbente, mas difícil de diluir, sin una toma de conciencia de por medio. Puedes abandonar un credo y romper ese lazo que te ata a ciertos seres o deidades, como santos, vírgenes o dioses como Jehova, por ejemplo (pon el que quieras da igual). En realidad esos roles son tomados para amoldarlos a nuestras creencias, es muy difícil saber si son quien dicen que son, no se puede confiar en ninguno de ello, son todos mentirosos compulsivos y si pensabas que un santo o una virgen te protegía, en realidad hacia todo lo contrario.

La clásicas peticiones, las promesas, las intercesiones y todas estos ritos clásicos de petición de ayuda, no son mas que lazos que atamos y contratamos con estos entes, no solo nos enlazamos con un ente en concreto, podemos tener múltiples exprimiendonos a la vez, cuanto mas creyente y fervoroso seas en cualquier credo, mas atrapado y parasitado estarás.

La moraleja es la misma de siempre, no creer a nadie, ni poner a nadie fuera de nosotros en ningún pedestal. Desde nuestra estructura social y mental actual no podemos saber si son lo que dicen que son así que es mejor omitir. Muchos aun tienen en figuras como Jesús o Buda, a unas muletas en las que creer, o en las que confiar “algo seguro” para mi no son una opción a tener en cuenta. Son roles que están muy contaminados y es mas prudente omitirlos que abrazarlos, pero tengo en cuenta que en según que ambientes o lugares, esto es casi imposible. Solo tener en cuenta que es muy sencillo crear un lazo (acuerdo, contrato, implante) que no necesitamos estar conscientes de ello, que nuestro libre albedrío esta constantemente violado, que un pensamiento o un momento de bajón moral les basta para agarrase a nosotros y que esas figuras que pensabas que estaban ahí para auxiliarte, en realidad hacen todo lo contrario.

¿Es qué no hay buenos?

Debemos tener claro que si los hay, pero mas clara debemos tener como es su forma de actuar. Hay que tener presente siempre que ellos no intervienen por acción directa, eso quiere decir que jamás interactúan con nosotros, ni nos dan información, ni nos guían, ni interceden, por lo tanto siempre que hay uno de estos procesos en los que un humano interactúa con un ser de luz o un ente en teoría positivo, hemos tener claro que no son lo que dicen que son. Muchos podréis argumentar que ante un ataque habéis invocado o llamado a un ser superior, ya sea un ángel, Jesús, Jehova, Dios… el que sea, y ese ataque ceso, la intervención paro o el ente huyo, efectivamente esto ocurre, pero no te engañes, no fue quien crees que fue e intervino en tú ayuda. Recapitulemos, ningún Ser positivo y de Luz real, no intervendrá JAMAS, por lo tanto no era quien tu crees que era.

¿entonces qué sucedió, quien fue? Cuando sufrimos un ataque por parte de algún ente, casi siempre son entes menores, con poco peso jerárquico. Tenemos que tener presente que ellos se rigen por un sistema muy jerarquizado por lo tanto si invocamos o pedimos ayuda a un ente de rango superior, el ente que estaba atacándonos huiría ante una presencia de rango superior. Tanto entes oscuros como de luz (falsa luz) tienen un rango de frecuencia, este rango de frecuencia será el que dicte su rango en la jerarquía, todos pertenecen al mismo bando, jugando distintos papeles, tanto oscuros, como luminosos, son seres egoístas que solo operan bajo su propio interés. Tenemos que tener presente que todos los nombres que conocemos pertenecen a entes negativos sean o no de luz, si pedimos ayuda a Dios, Jesús, o cualquier otro de forma externa (a través de pensamiento, mediante rezo, petición…) el ente que intercederá será aquel que se hace pasar por el. Si venimos de una educación religiosa ya tendremos lazos creados con entes denominados como todas esas figuras icónicas que conoces, por lo tanto, son entes que tienen lazos con millones de personas, su rango es muy alto y al ser llamados estos acudirán, su rango de frecuencia, hará que el ente jerárquicamente inferior ceda y opte por recular o huir, ante un ente con millones de lazos y una frecuencia superior, pero esto no quiere decir que sea quién nosotros creemos, en realidad ese ente de frecuencia superior no acude en tu ayuda, sino que esta obligado a acudir por el lazo que te une a él.

¿Esto les hace buenos? Evidentemente no, ellos solo defienden su terreno, eres su “propiedad”, se están beneficiando de la energía que te roban, por lo tanto es como el león que impide que las hienas se coman su presa, eso es todo. Su jerarquía es similar a la militar, un sargento tiene menor rango que un capitán, un coronel o un general, según subes en la escala, encontraras menor numero de entes, por eso los qué están arriba del todo, se hacen llamar "dioses" (eso se creen ellos) esos dioses existen, son entes con una capacidad de rango inferior a cualquier humano, pero ellos roban tanta energía de tantos millones de personas a través de un gran numero de religiones, cultos y creencias, que se acomodan en ese estatus ante sus iguales, con rangos inferiores (llámalos demonios o como quieras). Cuanta mas energía roban, mas rango tienen, mas poder jerárquico y mas “luz” proyectan, pero no es su luz, sino la tuya, tenlo presente siempre, esa luz que proyectan es TU luz, no la suya, es importante que quede esto claro, si es falsa luz es por que no se la han ganado, con trabajo como cualquiera de nosotros, sino que la han robado.

Como reflexión final decir que no estamos solos, que si hay seres de Luz real con buenas intenciones y con conciencia de lo que sucede, pero también tenemos que tener en cuenta, que no intervienen y que si respetan el libre albedrío de todos los seres, por lo tanto eres tu el que tiene que volverse consciente de lo que hay y combatirlo, ese es el camino, no hay salvadores, tu eres tu propio salvador, tu eres el maestro al que seguir y tu eres el ser de Luz que ha de guiar tus propios pasos. Es jodido, pero es la verdad, se acabo el buscar bajo las faldas de un “Ser superior” para que él nos saque las castañas del fuego, hay que empezar a responsabilizarse, mientras estemos persiguiendo una figura mesiánica, nos la estarán colando una y otra vez, una vez tomes tú responsabilidad adquirirás la madurez espiritual necesaria para no necesitar de nadie, esto no es Solipsismo, no confundamos un charco con un océano, perteneces a una gran conciencia, un universo de seres conectados entre si, a una inteligencia fractal superior. Ninguno somos Dios, pero todos formamos parte de "él, ella, ello", somos un todo y ese todo estará incompleto mientras nos neguemos a formar parte de él como esta sucediendo hasta ahora, prestando atención a falsos predicadores, listos que todo lo saben, panaceas teosóficas, filosóficas, lingüísticas o energéticas, chorradas que solo marean la perdiz y prorrogan el momento en el que cada uno debe empezar a ocupar su sitio para que ese todo sea realmente todo.

¿Donde esta la Luz?

La Luz esta en nosotros, somos los que iluminamos este universo, como antes iluminamos y creamos el resto de ellos. Somos pequeñas chispas de un inmenso foco, materia fotonica, luz y sonido, unidos emocionalmente, tejidos inteligentemente, formando ese todo ideal. Son los descreídos, los pragmáticos, los necios creyentes los que quieren tocar la barba de Dios con sus manos, los que acaban perdidos en verdades de cartón y mucha luz de gas*.

(*) El escritor Javier Marías resume así en que consiste hacer luz de gas:

"Persuadir a una persona de que su percepción de la realidad, de los hechos y de las relaciones personales está equivocada y es engañosa para ella misma.

Negarle que lo ocurrido y presenciado haya ocurrido; convencerla de que en cambio hizo o dijo lo que no hizo ni dijo; acusarla de haber olvidado lo efectivamente acaecido; de inventarse problemas y sucumbir a sus suspicacias; de ser involuntariamentre tergiversadora, de interpretar con error siempre, de deformar las palabras y las intenciones, de no llevar razón nunca, de imaginar enemigos y fantasmas inexistentes, de mentir-sin querer pobre-constantemente. 
Para quién sabe persuadir a alguien de todo esto, se trata de un eficacísimo método para manipular a antojo y anular voluntades, para hacerse dueño de la víctima y convertirla en su esclava."



Publicado por Ruben Torres

Fuente: http://lacosechadealmas.blogspot.com.es/2015/09/donde-esta-la-luz.html


SUPRAMENTAL

Antes que nada, se recomienda volver a leer los siguientes artículos, en especial Octava Coelum, donde se toca el tema del supraconsciente. No sigan adelante sin completar esta recomendación, pues no decodificarán nada de lo que exponga y solo interpretarán lo que su inconsciente quiera interpretar.

Primero debemos tener clara la diferencia entre mente y esfera mental, si bien ya hablé de cada una de ellas en artículos anteriores, quisiera hacer hincapié en este punto, pues tendemos a confundir ambas o hablar como si fueran lo mismo cuando no lo son. La mente es energía inteligente y ordenada que se encuentra en un rango cuántico indetectable fuera de su propio entorno, como si fuera la información en la nube de Internet. Las esferas mentales son parte de nuestro avatar y son usadas como grabadoras/reproductoras de información, haciendo que la mente forme parte de nosotros, transformando una generalidad común a todos, en una particularidad que es “nuestra propia mente” formada por la información recuperada por las esferas mentales y la producida por nuestra propia experiencia (interacción) con esta realidad y el EM mental.

Supramental significa sobre (encima) del mental (mente) ¿Qué quiero decir por encima de la mente? ¿Qué puede haber encima de la mente o más allá de ella? ¿Cuál es el límite de la mente? ¿Dónde termina la mente? cientos de preguntas surgirán de este nuevo concepto, preguntas con respuesta, respuestas que se irán respondiendo a medida que podamos expandir nuestra esfera comprendiendo conceptos abstractos de un EM diferente al 4×4, el espacio matricial del supramental o EM metamental

Comencemos analizando el EMmm. Según la RAE “meta” significa:

I. Cambio, mutación: metamorfosis.

II. Más allá de: metafísica.

III. Después, posterior: metafase

También puede significar “que trasciende”, “que abarca”, en términos como "metalenguaje", significa que el concepto que designa el sustantivo recae sobre sí mismo, en este caso, hablaríamos de un lenguaje que reflexiona sobre el lenguaje mismo…

Por lo tanto podemos definir a metamental como: “el espacio matricial que trasciende al mental mutando la mente en algo diferente más allá de lo conocido”. Tomando esta definición como valedera, nos quedaría saber en qué muta la mente. Dijimos que la mente es energía inteligente y ordenada que se encuentra en un rango cuántico indetectable fuera de su propio entorno, entonces la mutación debe ser sobre esa energía inteligente y ordenada que la forma, convirtiendo esa energía en otra cosa, o mejor dicho, en otra forma de esa energía, donde cubra las características necesarias para que el EMm, se transforme en un EMmm.

Como relaté en el artículo correspondiente, el EM mental se encuentra en el substrato “e”, no es una dimensión propiamente dicha, sino un estado energético entre espacios matriciales, como una capa aislante entre dos elementos de una batería, pero el EMmm si es una dimensión propiamente dicha, pues es la dimensión donde se encuentran las ideas del diseño de las formas, y aquí comienza lo verdaderamente complicado de explicar y comprender. ¿Qué es una forma? En nuestra acotada comprensión una forma se limita a lo geométrico de la materia, aquellas formas geométricas que constituyen el escenario de la realidad, pero como la realidad subjetiva no es totalmente real, sino un reflejo proyectado por nosotros, las formas que conocemos no son la totalidad, sino una parte de las verdaderas formas, que son las formas superlativas de la creación, las ideas del diseño completo de la realidad general.

En Génesis 64 hablé sobre la Omnipresencia cúbica (OmC). Esta OmC está formada por una serie de “supra-paradigmas” o “modelos de diseño” que engloban la totalidad de un sistema específico dentro de un sector acotado de la creación. En este caso nuestra OmC está regida por el Cubo de Saturno, uno de los dos planetas regentes del sistema solar, el otro regente es Júpiter, y también dispone de una parte importante del diseño, pues es el encargado de contener o resguardar “las ideas del modelo de diseño”. La combinación de las ideas y del modelo, da como resultado el diseño completo de las formas donde el espacio matricial que trasciende al mental muta la mente en algo diferente más allá de lo conocido, donde ésta se transforma en formas. Comprendido esto, entonces podemos asegurar que la energía muta en formas, percibiéndose así la mente como materia y logrando trascender cualquier estado limitante de la misma mente. Júpiter tiene a diferencia de Saturno, Omnisciencia cúbica (OmcC) formada por clúster de ideas conscientes, y Saturno tiene Omnipresencia cúbica (OmC) formada por clúster de información consciente. La combinación de OmcC y OmC da como resultado las formas de los campos mórficos del sistema y éstos las formas físicas conocidas.

El límite de nuestra comprensión actual es el límite de nuestra mente, que es el supraconsciente, donde nos conectamos con los Mundos Superiores, más allá de éste no podemos llegar en nuestro actual estado de expansión de consciencia, pues no podríamos volver y entraríamos en el limbo. La única manera de superar ese límite sin riesgo y volver para poder contarlo, es expandiendo el supramental, pero eso es otra historia para otro momento, cuando por lo menos, manejemos el supraconsciente medianamente, cosa que muy pocos hacen, pues la mayoría apenas puede manejar esporádicamente su propio consciente. Nmc, ncndlqd, iycaum .º.  

Fuente: http://detrasdeloaparente.blogspot.com.es/2015/09/supramental.html


Una opción distinta.

Volver a casa, regresar al origen. Ese quizás sea el propósito que la gran mayoría persigue. Muchos son los que miran al cielo con añoranza, mirando a las estrellas, esperando hallar ese vínculo primario con alguna de ellas. Quizás movido por la ignorancia de lo que somos, miramos a ese infinito buscando desesperadamente algo que se nos mueva dentro, y nos sirva como señal, para aventurarnos a crear un lazo emocional con ese lejano brillo que titila en la inmensa oscuridad.

Otros por el contrario, y como alternativa a su hastío, trata de ir más allá, de esa inmensa cúpula que los observa, y buscan su regreso a un origen más elevado, más remoto y primigenio. Volver a la fuente, volver a ser ese todo, complementado y participe creador del universo. Tener en este regreso a casa el principio y el fin, del paseo por esta Tierra, llena de penurias y desvelos, un regreso donde no haya preguntas, ni respuestas, porque está todo dicho y todo es lo que es y esta como esta. Fundido en un todo, que ya es más, que lo que jamás fueron, un tener, un ser, un estar. Uno solo, que lo es todo, y sobre todo, el lugar perfecto, para saciar la desazón que provoca la incerteza actual, la total amnesia y la total incomprensión. Un todo donde no hay perspectiva, ni duda, solo hay paz y comprensión.

Otros muchos, no bucean tan profundo y se conforman con no seguir aquí, les da igual seguir como y donde sea, siempre que no sean, lo que son ahora. Cualquier destino vale, siempre que sea cualquier otro, no guardan preferencias, ni filiación alguna, solo quieren Ser, en otro ser y otro lugar. Hay tanto para elegir, para explorar, para ver y tocar, que cualquier comienzo es perfecto siempre que sea nuevo y libre. Esta opción me encanta, porque no te predispone y no te limita, es casi perfecta, pero no para mí.

Miro al cielo y no encuentro en ninguna estrella un vínculo, ninguna parece brillar para mí, tampoco me atrae unirme a ese todo, seguir siendo algo no me llama y si hablamos de ser todo, me atrae menos. Si he de ser sincero, no persigo volver a la fuente, ni al origen, tampoco quiero el abrazo fraternal de aquel que vuelve a casa, en realidad lo que más me atrae, lo que más me llama y más siento que necesito, es la nada. Puede que sea por cansancio, puede que por hastío, puede que no le vea final a todos estos principios, pero lo que más desea mi Ser, es no Ser.

Puede que resulte chocante, pero es la nada lo que complementa y da inicio al todo, el vacío existencial, el cero, la completa y total desaparición, es lo que me vincula a esta creación. La individualidad, la capacidad de crear o la interacción con el universo, no es algo que este en mis futuros objetivos. Fundirme en la nada, Ser nada, y nada Ser, no quedar, ni permanecer, no estar, ni tratar de evolucionar, crecer o progresar.

Quien persigue el total y completo vacío como yo, no puede ser tentado por los oropeles del todo, no puedes Ser todo cuando mi todo es Ser nada. Sin etiquetas, sin apariencias, sin forma, sin sitio, ni lugar, sin procedencia, sin casa, sin origen, sin luz. El espacio entre los espacios, la total y eterna eliminación, la muerte donde no hay muerte, la energía sin reacción, la transparencia y la soledad de la completa e inmensa nada.

Quizá de pánico lanzarse a este abismo, y cuesta hacerse a la idea de cómo un Ser, no quiere Ser nada en absoluto. Aún queda mucho trabajo aquí y eso requiere Ser todo lo que ahora no nos permiten Ser, sacar y aflorar todo, ser todo y completar ese todo, para crear la revolución que llene la nada que tenemos ahora. Sin memoria, sin origen, sin energía y sin conexión con el universo. Si miras tus manos vacías veras lo que tienes y eres ahora, nada. Lo que crees que eres es solo el conjunto de etiquetas e ideas que este sistema te dio y tú hiciste tuyos, un nombre, un número y un grupo de filiaciones a cosas que no comprendes, pero qué defiendes a capa y espada ¿Cuál sería para mí la diferencia?

Básicamente es que ahora sé que no soy nada, vivo en la total negrura de la ignorancia y en el completo vacío existencial, aislado en una gran nada, donde solo veo donde piso o con quien me cruzo en este vía crucis sin sentido, vivo a tumbos entre lo que creo que sé y lo que intuyo que no sé. La diferencia está en que ahora sé que no soy nada, y mañana espero no saber ni eso.

Miro al cielo y mi mirada se centra en el hueco que deja el brillo de las estrellas, ese oscuro e inmenso mar negro, que espera paciente ser llenado de luz, este inmenso hueco qué me parece más atrayente y placido que toda la luz, y todo el brillo que aporte cualquier orbe en ese inmenso firmamento.

La individualidad carece de sentido, las razas, las naciones, el conocimiento, el estatus, la escala que mida o rija cualquier cosa, que haga que cualquier otro venda su alma por un trozo de espacio, no me motiva, pero no es cuestión de motivación, muchos simplemente anhelan algo, anhelan y sienten esa falta de algo, que ni siquiera logran identificar. Yo quizás también tenga ese tipo de sentimiento indefinible, pero no es con algo concreto, mi lugar, mi Ser, quiere no Ser, es mi principio y es mi final, un lugar sin Dios, sin principios, ni leyes, un lugar imposible de llenar, un lugar donde la desintegración total de lo que soy es la opción más cercana y real al origen del todo y eso es todo lo que quiero Ser, nada.

Publicado por Ruben Torres

Fuente: http://lacosechadealmas.blogspot.com.es/2015/09/una-opcion-distinta.html


SOLTAR

Érase una vez, dos monjes zen que caminaban por el bosque de regreso a su monasterio. En su camino debían de cruzar un río, en el que se encontraron llorando una mujer muy joven y hermosa que también quería cruzar, pero tenía miedo.

– ¿Que sucede? – le preguntó el monje más anciano.

– Señor, mi madre se muere. Está sola en su casa, al otro lado del río y no puedo cruzar. Lo he intentado – siguió la mujer – pero me arrastra la corriente y nunca podré llegar al otro lado sin ayuda. Ya pensaba que no volvería a verla con vida, pero aparecisteis vosotros y  podéis ayudarme a cruzar…

– Ojalá pudiéramos ayudarte – se lamentó el más joven. Pero el único modo posible sería cargarte sobre nuestros hombros a través del río y nuestros votos de castidad nos prohíben todo contacto con el sexo opuesto. Lo lamento, créame.

– Yo también lo siento- dijo la mujer llorando desconsolada.

El monje más viejo se puso de rodillas, y dijo a la mujer: – Sube. La mujer no podía creerlo, pero inmediatamente cogió su hatillo de ropa y montó sobre los hombros del monje.

Monje y mujer cruzaron el río con bastante dificultad, seguido por el monje joven. Al llegar a la otra orilla, la mujer descendió y se acercó con la intención de besar las manos del anciano monje en señal de agradecimiento.

– Está bien, está bien- dijo el anciano retirando las manos. Por favor, sigue tu camino. La mujer se inclinó con humildad y gratitud, tomo sus ropas y se apresuró por el camino del pueblo. Los monjes, sin decir palabra, continuaron su marcha al monasterio… aún tenían por delante diez horas de camino.

El monje joven estaba furioso. No dijo nada pero hervía por dentro. Un monje zen no debía tocar una mujer y el anciano no sólo la había tocado, sino que la había llevado sobre los hombros. Al llegar al monasterio, mientras entraban, el monje joven se giró hacia el otro y le dijo:

– Tendré que decírselo al maestro. Tendré que informar acerca de lo sucedido. Está prohibido.

– ¿De qué estás hablando? ¿Qué está prohibido? -dijo el anciano

– ¿Ya te has olvidado? Llevaste a esa hermosa mujer sobre tus hombros – dijo aún más enojado.

El viejo monje se rió y luego le respondió:

– Es cierto, yo la llevé. Pero la dejé en la orilla del río, muchas leguas atrás. Sin embargo, parece que tú todavía estás cargando con ella…

El acto termina en el momento del propio acto. Esta lección es una de las más difíciles de ser aprendida, pues una y otra vez caemos en la recurrencia de llevar el acto a cuestas una vez realizado. Toda acción sea de pensamiento, palabra u obra, termina en el momento de la propia acción, todo lo demás es fantasía, retorcijo mental sin ningún beneficio para nosotros ni para nadie, que termina contaminando y envenenando nuestro espacio matricial mental con endo energías, generando una octava de contaminación que terminará en el espacio matricial físico como exo energías nocivas.

Estoy cansado de ver estos sucesos de recurrencia una y otra vez, generados por no cumplir esta simple norma de terminar el suceso en el momento que éste se manifiesta, quedándonos cargando la pesada mochila de la expectativa sobre el mental, o infinidad de otras pesadas cargas que ocasiona el no dejar a “la mujer en la orilla del río”, cargando con la culpa, la expectativa, la inconformidad, los miedos, el resentimiento, la desconfianza, y cientos y cientos de endo y exo energías que nos envenenan hasta lograr destruir hasta lo más preciado que tengamos.

He visto como se derrumban universos enteros por este error común a la mayoría. Ciegos con sus bastones de expectativas caminando hacia el abismo de su propia mente, esperando la aceptación o el rechazo, cargando su pesada mochila, incapacitados de ver que simplemente tienen que dejarla al costado del río una vez cruzado para que todo sea como deba ser. Soltar es liberar lastres dejando de sufrir por fantasías generadas por nuestra propia mente. Soltar es liberarnos de nuestra propia espada de Damocles que nos apunta amenazante sobre nuestras cabezas, manteniéndonos cautivos de pensamientos nuestros y ajenos, creyendo que si dejamos de escucharlos caerá sobre nosotros.

“…Vivimos en un universo dual, en una realidad dual, con pensamientos y emociones duales, regidos por yoes duales, con egos duales e influencias de luces y sombras duales. Tendemos a analizar todo de una forma lineal donde en un extremo se encuentra la aceptación y en el otro el rechazo, diluyendo la zona media con un sinfín de exo y endo energías que terminan por disolver el objeto y condenar o absolver al sujeto según el péndulo de nuestra consciencia se balancee entre nuestra natural inseguridad y nuestro ancestral miedo…” INFORME PARA CIEGOS

Fuente: http://detrasdeloaparente.blogspot.com.es/2015/09/soltar.html

PINCHA EN LA SIGUIENTE IMAGEN SI QUIERES COLABORAR

Formulario


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.679 seguidores