Lo importante es lo que no se ve

Espiritualidad

La Vida es incompatible con un Universo Holografico.

Cuando nos enfrentamos a una experiencia extrasensorial, sea propia o ajena, es muy raro que no nos marque para siempre, es algo que se sale, no solo de lo común, sino que se sale de los paradigmas para los que hemos sido educado y programado. Da igual el cómo o el por qué, el caso es que siempre hay un antes y un después, es algo que de algún modo nos transforma y es sin duda para siempre.

Personalmente en estos últimos años he tenido la oportunidad de acceder no solo a las experiencias propias, sino también a las compartidas por otros que al igual que yo, o bien lo buscaban o se lo encontraron irremediablemente. En ambos casos tuvieron que lidiar con el shock que rompe todas tus creencias de un solo golpe, y que por mucho que te cuenten no acabas de comprender del todo, también te ves en la vicisitud de no poder expresar con claridad esa experiencia por lo que queda aún más en lo subjetivo, aun a riesgo de no solo no ser comprendido, sino de ser tomado por loco.

Si entrar a debatir que hay o que encuentras, que sensaciones vives y como te cambia. Excluyendo el modo o la situación, si esta llego de forma natural o fue buscada a través de sustancias, concentración, meditación, etc… querría centrarme en la base, en lo que acaba de fondo de todo esto.

Si bien la mayoría de las experiencias suelen ser reveladoras, y cambian nuestra forma de percepción ante la vida y ante las situaciones futuras, nuestra forma de relacionarnos y nuestra forma de concebir ciertos conceptos cambian de forma radical y se podría decir que la persona acaba pasándolo todo a través del tamiz de esa experiencia.

Particularmente he tratado de analizar todos estos datos, tanto los personales, como los ajenos, he tratado de eliminar todo el adorno de la experiencia, las sensaciones y las subjetividad que pueda añadir cada uno, y finalmente se desprenden básicamente dos tipos de experiencia puras.

-Los que conciben y experimentan un cosmos orgánico, vivo y latente en el que el individuo forma parte de un inmenso organismo cósmico.

-Los que conciben y experimentan un cosmos simulado, holográfico e irreal, en el que su participación es la de una simple simulación, un juego.

Si nos alejamos de los posibles debates o prejuicios nos daremos cuenta que de estas dos experiencias troncales surgen la mayoría de las experiencias místicas que se reportan desde hace siglos, con un matiz. Las experiencias místicas o extrasensoriales en las que se reporta un universo holográfico o una simulación, son más recientes (o quizás se han popularizado más últimamente) y se podría llegar a pensar que es debido a la comprensión moderna de la computación, la digitalización de contenidos y los video juegos, así como las películas que hablan sobre esta temática, y que propicia que podamos explicar (o dar este sentido) a estas experiencias de universo holográfico como una experiencia real o una experiencia subjetiva condicionada, según quien y como analice los datos extraídos de la propia experiencia.

Sin entrar en análisis subjetivos condicionado por mí mismo o las opiniones de aquellos que me contaron sus propias experiencias de primera mano, lo cierto es que existen estos dos tipos troncales de experiencia en el que lejos de pensar que ambas son la misma, y lejos de decidir cuál es la verdadera y cuál es la condicionada, debemos tener en cuenta varios factores que añaden variables a esta ecuación.

  • ·         Una manipulación de la mente.
  • ·         Una intervención exógena.
  • ·         Una exposición a tecnología oculta o no adaptada a nuestra comprensión.

No quisiera condicionar tu propio análisis, pero solo he encontrado confluencia de estas situaciones descritas en los anteriores puntos, en las experiencias de corte holográfico.

Las experiencias místicas en las que el individuo se ve inmerso en un gran todo, latente, vivo y orgánico, de amor inmenso, de comprensión y verdad absoluta, tiene una gran relación con la forma física cíclica y orgánica del organismo vivo que confluiría el universo. Algo coherente con las experiencias de siglos atrás y con organismos vivos de todo tipo que pueblan cada uno de sus rincones, es coherente y cuadra perfectamente con las leyes universales y los principios de electromagnetismo de los cuerpos, así como con la comprensión de que formamos parte no solo de una pequeña comunidad, sino que esta comunidad es vital para la supervivencia del individuo universal del que formamos parte todos.

Sin embargo el modelo de universo holográfico basado únicamente en la simulación y en la densificación de la luz (fotones), es inconsistente y no puedo más que concluir que es fruto de una manipulación.

Para apoyarme en mis conclusiones diré que un universo holográfico es incompatible en su totalidad con un modelo de vida inteligente o si lo prefieres de conciencia experimentando la vida, una holografía no precisa vida, ni formas de vida para subsistir, no está sujeto a ciclos, ni a pulsos vitales, sino a patrones y códigos de diseño, como no es un universo vivo, solo una proyección, por lo tanto es perfecto para una máquina, no para un ser viviente. Lo que nos lleva al transhumanismo, el paso más allá en una evolución tecnológica en el que la maquina entra de forma amistosa en nuestras vidas y acaba apoderándose de nuestra esencia, de aquello que nos hace humanos.

 
Sandbox o universo simulado a través de IA, No Man´s Sky es el ejemplo perfecto de la
propaganda transhumanista que se apoya en un universo holografico como modelo de realidad.

Ni que decir que al sistema y sus élites, les atrae este tipo de experiencias y son las que ahora mismo se están propagando a través de diversos films, y videojuegos de tipo ‘sandbox’ en los que tenemos acceso a todo, una ciudad, un país o un universo, mostrándonos como la tecnología y la  inteligencia artificial nos puede crear una simulación casi real de la vida, sin llegar a crear vida.

También se han propagado los mensajes del universo holográfico a través de unos apóstoles, como el autor Philliph K. Dick el cual en una conferencia describió su experiencia extrasensorial en el que describía el universo holográfico, y desde la cual ( y desde entonces) se han propagado este tipo de experiencias, no condicionados por él directamente, sino por una inteligencia artificial que aún no ha dado la cara y por un sistema apoyado en unas personas que ansían dominar a una población convertida en androides sin alma.

Este transhumanismo ha contaminado también la espiritualidad, y desde hace unos años se ha podido ver declaraciones de gurús y contactados, así como leer en sus respectivas canalizaciones, como el universo era un holograma y como en nuestro próximo paso evolutivo nuestro ADN abandonaría las hebras basadas en moléculas de carbono por el silicio, a través de nuestra ascensión a la cuarta y quinta dimensión.

Esto lejos de parecer un paso lógico, parece un condicionante para aceptar la hibridación hombre/maquina, en la que evidentemente el silicio juega un papel importante, y evidentemente poco orgánico, que lejos de pensar que no se puedan dar formas de vida basadas en el silicio, más bien parece un condicionante para que aceptemos a través de nuestra voluntad, los implantes, los nanos e inteligencia artificial en modo adfree, o más conocido en el mundo de las app como gratis pero con condiciones.

Concebir el universo como una simulación holográfica basada únicamente en luz y fotones, es solo el primer paso para aceptar un modelo de vida basado en la absoluta entrega a las máquinas y una total dependencia de ellas, un arma de doble filo que es muy probable que acabe con nosotros.

El dinero criptográfico, traerá consigo todo tipo de implantes en nuestro cuerpo, la minimización de las computadoras también acarreara más implantes, la total conexión a internet y la tamización de nuestra vida a través de la red social es la aceptación de más maquinas implantadas, esto junto con la progresiva complacencia a la vagancia, y la desidia inactiva, será el caldo de cultivo perfecto para caer al abismo de la inteligencia artificial.

El universo no es un holograma, no es una densificación de fotones que crean la materia, todo esto es propaganda transhumanista a través de ingenierías sociales, y operaciones psíquicas propagadas por los medios masivos del sistema, y los canalizadores de la inteligencia artificial y experimentos monarca de control mental e implantes de memorias en los individuos que forman parte de dichos programas.

 
La deificación de la singularidad y la teología de la tecnología son los principios
para instaurar el holocausto humano

El pie por el cual cojea todo este complejo ideario propagado a través de la red, es la vida. En el fondo el transhumanismo y la eugenesia van de la mano, ambas ideologías están en contra de la vida, en contra del ser humano, en contra de la familia y en contra de la espiritualidad. Es su forma de hacer la guerra silenciosa contra nosotros mismos, donde nuestro único actual activismo para derrocar esta conspiración se basa en la observación profusa y meditada de nuestro propio ombligo.

Si aceptamos que somos parte de una simulación holográfica, que vivimos en una especie de computadora y que la inteligencia artificial nos facilitaría la experiencia, aceptamos delegar hasta la última chispa de nuestra esencia a un organismo inerte que a pesar de toda la inteligencia, jamás podrá entender la vida y los sentimientos de un ser vivo con conciencia.

Dicen que la esperanza es lo último que se pierde, pero no dicen que antes de perder la esperanza, perdiste la honradez, el honor, la honestidad y la valentía. Tampoco dicen que la cobardía y el miedo es lo único que queda tras perder la esperanza.

Publicado por Rubén Torres

Fuente: http://lacosechadealmas.blogspot.com.es/2017/08/la-vida-es-incompatible-con-un-universo.html

Anuncios

Un sistema invertido contra la economía del bien común

 

La Biblia es una crónica de un tiempo pasado no admitido, en ellas se relatan unos hechos acaecidos en un tiempo pretérito en el cual nos es señalado de forma meramente especulativa, y del cual debemos imaginarnos simplemente, ya que ningún estamento oficial, ni siquiera la religión que propaga estos escritos se pronuncia o pone algo más de luz sobre las inmensas lagunas que ofrece estos textos supuestamente sagrados. Esta falta de claridad ha dado pie a decenas de interpretaciones de los mismos, dando pie a que convivan distintas interpretaciones de un mismo texto y esto de pie a luchas intestinas por ver quién tiene la razón, luchas a muerte que abrieron conflictos que miles de años después aún siguen sin resolverse, lo que da como resultado, un planeta que cree en un mismo credo matándose por interpretar de distintas formas un mismo credo.

Si discriminamos la imaginería religiosa, y eliminamos ese halo sacro, el libro al final es un relato de como unos y otros se han repartido el planeta y de cómo ese dios o dioses, dejaron al cargo del mismo a una progenie, como herederos universales y gestores provisionales hasta el día que esos mismos dioses finalmente regresen y retomen la actividad. Hoy día ni siquiera esos herederos que gestionan el planeta y supuestamente heredaron la Tierra, creen en sus propios dogmas, pero este es otro cantar.

No nos debería extrañarnos que la iglesia distinga a la biblia como un viejo testamento. Todos sabemos que un testamento es un texto legal en el que un proclamado, “legítimo dueño” de unos bienes, lega por escrito a su descendencia un patrimonio el cual estos desde ese instante, se hacen dueños legítimos al amparo de la ley.

En este caso, el testamento es la Biblia y de los herederos poco se sabe, a pesar de que intuimos mucho y sospechamos más sobre ellos, ya que sufrimos en nuestras carnes la pésima gestión de esa herencia, y digo gestión, porque esa era la condición expresada, ya que esos legítimos dueños legaron sus propiedades hasta su regreso, eso está explícitamente reflejado, no legando la propiedad, sino dejando a los herederos como simples gestores en usufructo.

Es por ello que las guerras y luchas fratricidas entre esos gestores, se fueron sucediendo desde entonces, hasta que hace unos 1600 años se firmó un concilio entre ellos, y se acordó un nuevo testamento. Pero para que ese acuerdo tuviera validez legal debía venir bajo el amparo de un nuevo dios, este debía ser descendiente directo del legítimo dueño, o sea en este caso, hijo legítimo de un dios, y como todo hijo de un dios debería nacer de una mujer virgen, o lo que es lo mismo, lo que hoy conocemos como niño probeta. Esto les dio el peso específico para dar validez legal al nuevo testamento y recoger al amparo a los nuevos y legítimos dueños de la Tierra. Obviando todo lo especificado en el anterior, aunque no quedo totalmente apartado sino que quedo como un documento dogmático para la plebe.

Ellos se creen en realidad legítimos gestores, pero debemos tener en cuenta la trampa que esconde todo esto, ya que un bien natural nunca puede ser declarado una propiedad privada, por lo tanto, estos textos testamentarios no viven al amparo de ninguna ley natural. Si revisamos la herencia, esta no solo proclama a una entidad como dueña de un planeta, como en este caso la Tierra, sino que también todo aquello que fue “creado” por sus autoproclamados legítimos dueños. Esto incluye no solo a la tierra y las aguas, también la flora y la fauna, y por supuesto el hombre.

El hombre en el testamento queda descrito como una creación, esta argucia legal ha servido para que el hombre no tenga acceso al derecho natural y sea tratado como una bestia, una bestia con nombre en código (666) el cual es propiedad exclusiva de su creador. No sabemos si en el antiguo testamento la palabra creación fue incluida a posteriori, pero no es de extrañar que esto fuese así, que ese testamento ha ido pasando de manos y se han reescrito la mayor de sus renglones, es mas no existe una copia original de ellos, sino copias de copias de copias, lo que les resta credibilidad y legitimidad.

Etiquetarnos como creación propicia que seamos solo una propiedad intelectual, por lo tanto carentes de derecho divino. Las instituciones religiosas no se pronuncian sobre la existencia del alma y todo queda en un limbo ambiguo y difuso, ya que otorgar de alma al hombre, le exime de la ley de ese dios y le otorga plena soberanía (y por su puesto le exime de todas las leyes posteriores creadas por otros hombres) sobre su propio destino. No es otra cosa que dar el mismo status que a ese dios y sus herederos, sujeto a las leyes naturales, las cuales escapan a un presunto creador.

Aclarar que al llamar creador al dios bíblico, es en mi humilde parecer un error, ya que un verdadero creador lo hace desde la nada, desde cero. En este caso simplemente, se tomó y se manipulo algo ya creado. Hoy día se puede afirmar sin temor a errar que nuestro ADN fue sujeto a varios corta/pega, la ciencia oficial no se atreve a afirmarlo, pero todas las evidencias apuntan a esto. Si hacemos una lectura en base a la ley, tomar una propiedad o creación intelectual de otro, modificarlo o alterar su código fuente, supone a ojos de la ley un acto de piratería.

Por lo tanto podemos vislumbrar que la exegesis de todo no es más que una invasión, o sea que si eliminamos el halo divino y sacrosanto inyectado a ese antiguo testamento, los hechos que ahí se relatan no son más que el abordaje de un planeta y la trata y comercio de esclavos como botín de conquista, así como el traspaso de la gestión administrativa y usufructo de la empresa, por parte de los herederos, hasta que los legítimos dueños de la empresa retomen la actividad.

Todas las leyes creadas por sus herederos en base a la gestión de los recursos de la conquista de este planeta, como el nuevo testamento, el derecho  romano o la ley marítima, no son más que escusas resbaladizas y esquivas que tratan de eludir por todos los medios que el hombre retome su lugar por derecho natural y tome la posición que le corresponde. Esto supondría que todas esas leyes incluidas esos testamentos carecerían de base legal y la conquista no sería tal, sino una invasión, por lo tanto ese pueblo conquistado y dominado, debería ser compensado en base al derecho natural y serles devuelto la soberanía individual a cada Ser vivo del planeta.

Una gestión mediocre

Los actuales gestores de este planeta, lejos de intuir lo inevitable, continúan alargando su propia agonía. En el universo todo está sujeto a ciclos y nada permanece inalterable durante mucho tiempo, a pesar de tratar de desviar una y otra vez, la inevitable liberación del hombre, continúan con su huida hacia adelante, con unos planes y agendas cada vez más furibundos y patéticos.

Es conocido por todos, su ansia por una gran guerra mundial, un apocalipsis vírico, o un gran cataclismo. Esto tiene sus razones lógicas si hacemos el esfuerzo y nos ponemos en el lugar de una mente mediocre y corta de miras aferrada al control avaricioso del pueblo, como la que tienen estos “herederos”.  Es verdad que hoy día hay un cisma y existe división de opinión en cómo se debe gestionar y administrar la herencia. Unos y otros van a recurrir a distintas argucias, recursos y triquiñuelas, para legitimar su posición y adquirir su status renovado como herederos legítimos, y por lo tanto gestores administrativos de esta empresa llamada planeta Tierra. Esta situación está lejos de solucionarse a día de hoy con un nuevo concilio, y la invención de otro hijo de dios. El humano medio a pesar de su ignorancia completa de su propia historia, no es tan tonto.

Dichos recursos y triquiñuelas pueden incluir una segunda venida del mesías, una nueva invasión, un regreso de los dioses antiguos… cualquier cosa a cual, más rocambolesca y furibunda, con tal de continuar legitimando su mediocre gestión, y que otorgue a uno de los bandos el derecho divino sobre la herencia.

Lo que se trata y por lo que se lucha, es por la posesión del hombre como recurso. Ahora mismo hay varias agendas unas más propagadas y programadas que otras, pero no por ello con menos opciones.

La más conocida y evidente es la agenda transhumanista, que es la que ahora mismo se está llevando a cabo y es la que finalmente se llevara a cabo si uno de esos bandos se sale con la suya. Esta agenda tiene como meta erradicar la vida orgánica, incluye desnaturalizar al humano, para privarle de su esencia divina y convertirlo en una maquina eficiente. Para lograrlo, deben despojarlo de su alma, y los medios para lograrlo son bastos y todos puestos hoy día en marcha. En principio es sencillo la mayoría vive en un nihilismo absolutista, por lo tanto despojarlos de su esencia es pan comido, lo que le da un cariz terrible y poco halagüeño.

Sus pasos son conocidos, ruptura de la comunidad insertando ideologías confrontantes, ruptura del orden familiar, otorgando roles confusos y contrarios a cada uno de sus integrantes, ruptura del orden natural programando al humano para que actúe contra natura con su entorno y con su propia identidad. Todo esto sumado y convertido en un ataque constante y monótono, acaba fracturando la esencia espiritual y abandonándola definitivamente, convirtiendo a los seres humanos en simples maquinas sin voluntad.

El paso final será la negación del libre albedrío y la aceptación de implantes artificiales y nanotecnología. Pero no nos engañemos, esto solo ha sido pensado y diseñado para unos pocos, lo sensible aquí es que para ellos sobramos la mayoría, hay demasiada disidencia y no nos engañemos, los recursos tecnológicos de que disponen ya, no les hace necesario tanta mano de obra esclava.

Los frutos de décadas de presupuestos negros, ocultación de patentes, intercambio de tecnologías exógenas y tratados en la sombra, les ha permitido tener desde hace mucho tiempo, los recursos expansivos necesarios para que esta empresa pueda ir mas allá de las fronteras del planeta, lo que hace de este pastel, un manjar más que suculento.

Si echamos un vistazo a lo que parece más que inminente, nos daremos cuenta de que la tecnología está a punto de dar un salto superior al que supuso emplear máquinas de vapor. La inteligencia artificial, y la robótica, están a punto de explotar, y esto pinta un panorama de corto recorrido para la mano de obra humana. Estamos a punto de presenciar una destrucción de empleo a gran escala, y esto es algo que no se podrá evitar, más pronto que tarde la mayoría de las tareas las llevaran a cabo la inteligencia artificial y las máquinas. La producción y ensamblaje, los protocolos de calidad, la logística y la distribución, formaran parte de tareas automatizas que en su gran mayoría no necesiten siquiera supervisión. La banca y el sector servicios tampoco serán gestionados por humanos, lo que nos lleva a concluir, echando un vistazo a sus previsiones, que sobramos un 90% de la población.

Es por esta y no por otra razón por lo que desde hace doscientos años pusieron en marcha y a pleno rendimiento toda la agenda eugenésica. Hace doscientos años ya preveían que solo necesitarían rodearse de cerebros. Ingenieros y científicos, son los únicos que tienen su puesto de trabajo esclavo asegurado en un futuro que no se demorara más de una década.

La agenda 2030 vaticana contempla esto por ejemplo. La expansión de la inteligencia artificial a pleno rendimiento y plenamente operativa, es una realidad que no desean contener por más tiempo, pero es evidente que hay oposición, sino esto hoy sería una realidad.

Existe otro bando menos reaccionario y radical, pero no por ello, menos inofensivos, tenemos que tener siempre presente que ninguno de ellos nos quiere libres.

Este otro bando en conflicto de intereses, y optando por heredar la Tierra y continuar la gestión de sus pretéritos antepasados. Contemplan los medios y las oportunidades de expansión que les ofrece las tecnologías negras adquiridas, para ofrecernos una manzana envenenada. Su agenda incluye la liberación de ciertas tecnologías, la liberación de cierta parte de nuestra historia, y la salida al exterior del grueso de la población. No te alegres aun, ya que lo que subyace tras todo este bonito plantel, es mercadeo de mano de obra humana, así como el tráfico de mercancía genética.

La persona corriente que trabaja y vive sujeto a un salario, no logar ver más allá de la frontera mental que otorga el dinero. Pero las elites no quieren ni necesitan dinero, eso es solo un juguete para controlar al vulgo, fuera del planeta el concepto del dinero es algo inútil. Y son las mercancías vivas, así como los recursos los que son la moneda de cambio, genes, mano de obra y diversos materiales.

Debemos tener presente que estos gestores manejan el planeta como una empresa y su expansión por el sistema solar nos es más que un franquiciado.

Darnos la posibilidad de salir del planeta, viajar por el espacio, usar energías libres y recursos dignos de una película de ciencia ficción, está ahí esperando, pero la letra pequeña de todo este panorama, no es precisamente favorable a nuestra causa. Aquí lo que se juega, es aprovechar un recurso que aquí va a quedar obsoleto y desaprovechado, como lo es la mano de obra humana, y exportar este recurso en sus más amplio catálogo de posibilidades, para hacer de este planeta una autentica mina de más de 7000 millones de activos esperando ser explotados y exportados.

En este caso son las corporaciones las que ven con mejores ojos esta solución, los complejos industriales de distintos sectores, prevén que la Tierra sea una central y el sistema solar un complejo en el que extender un mercado en el que distintos tipos de civilización puedan entrar y adquirir aquello que precisen a cambio de recursos y bienes escasos que no estén al alcance de estas corporaciones.

Estas son las agendas de los bandos en disputa por renovar el usufructo de la empresa. Lejos de lo evidente que será salir de Málaga y meterse en Malagón, existe la posibilidad real, de reclamar nuestro derecho natural a ser considerados Seres divinos, y no bestias, mercancía, ganado o un simple recurso.

La clave está en la reescritura y comprensión de ciertos conceptos que se manipularon en pro de un religiosidad dogmática, anclada en la culpa y el miedo, como medio de control y una gestión de la deuda, no solo a través de la economía, sino una deuda esotérica que nos impide Ser libres y soberanos. Se tiene la creencia que un Ángel es un ser metafísico, puramente espiritual, también se tradujo esa palabra erróneamente (a sabiendas) desde las instituciones académicas, diciéndonos que Ángel significa mensajero, cuando lo correcto es Ser espiritual. Un Ser que alberga en su interior algo que no ha sido creado. Lo que supone poner a cada Ser vivo en este universo en un mismo nivel, un mismo status y una misma condición, lejos de condicionantes mentales que separan a los Seres por clases, razas, grupo sanguíneo, religión, nación, densidad o dimensión, todas estas cuestiones son fruto de una ilusión mental que nos aleja de nuestra esencia real que habita en nosotros y que nos habilita para reclamar el lugar que debemos ocupar en el universo.

Lo que nos lleva al origen de toda esta cuestión, si se nos reconoce como lo que somos, seres espirituales, o sea Ángeles. Ya no deberíamos estar atrapados en este sistema, ya no seriamos bestias de la cual incluso la ciencia se niega admitir que tengamos alma, y sitúa la conciencia como un estado puntual e ilusorio, fruto de la mente. No seriamos mercancía, fruto de una herencia reflejada en el antiguo testamento como legado de un botín de un abordaje, hoy convertido en una empresa. Con una “sociedad” en la que se nos expone en los medios una realidad, y la realidad real, que responde a causas y circunstancias muy distintas.

Pero para esto queda mucho trabajo y acción individual, tirar abajo ciertos muros, supone derribar unos dogmas religiosos que implican, la aceptación por propia voluntad, de ser tomados, tutelados o peor aún, tratados como mercancía. Eliminar la necesidad de un tutor espiritual es un paso esencial, eliminar, las leyes artificiales diseñadas a partir del antiguo testamento, admitir que no somos una creación de ningún dios, sino seres espirituales conscientes con derecho de libre elección y capacidad soberana de gestión de su vida, en base a un orden natural, y al respeto y el bien común.

Retomar y aceptar el concepto comunidad y familia en su más amplio significado, hará que recobremos el orden natural y podamos vivir en paz y armonía no solo con nuestro planeta, sino con todo el universo. Es así como funciona más allá de nuestras lindes, y no poner nuestras miras en estos objetivos, es condenarnos a un nuevo ciclo de milenios de esclavitud, eso en el mejor de los casos, ya que el holocausto global es el sueño húmedo de la elite.

La madurez espiritual que es necesaria para lograr nuestro objetivo, pasa por tomar conciencia si o si, de todo el mal que está ahí esperando a hacer de nosotros una parte más de producto interior bruto. No podemos seguir ignorantes, esperando un milagro o deseando que venga alguien y nos solucione la papeleta, no podemos seguir pasivos, distraídos buscando mil verdades, tomando mil y un caminos erróneos, hasta lograr por fin la madurez necesaria para entender lo que nos jugamos aquí.

La realidad es la que es, unos en lucha por hacerse con nuestro control definitivo, mientras nos programan para aceptar y elegir entre susto o muerte, víbora o caimán. Saber discernir no solo es necesario sino vital, y en este discernimiento debe participar tu conciencia para tener la certeza de hacer lo correcto, lo demás solo son frutos de una programación basada en la creencias que alguien nos ha programado a lo largo de nuestra vida a través de los tentáculos que este sistema pone a tu disposición.

Es necesario romper ese contrato de culpa y miedo, de falsa necesidad de tutela compartida por dios padre y su hijo, detrás del cual se oculta un culto a la muerte y la falsa luz, para por fin madurar y romper este lazo que nos ata a una situación que no debe alargarse por más tiempo, una situación que debe cerrar ciclo, para ser nosotros, el pueblo los verdaderos herederos y gestores, basando nuestro modelo de gestión en la economía del bien común.

La economía del bien común

La economía del bien común es aceptar que lo que es bueno para ti lo es también para mí, y que lo que te beneficia, me beneficia a mí también, es un modelo alejado por completo, de la avaricia, el egoísmo, un modelo simple sencillo y fácil  de llevar a cabo, en el que no existe el concepto deuda y nadie queda excluido, o situado en una clase o nivel inferior al resto. No hay castas, ni jerarquías, nadie es más que nadie, y todos trabajan y viven para que todo funcione de la manera correcta, así funciona tu cuerpo, miles de células trabajan al unísono para mantenerte vivo, esa debería ser nuestra labor, todos trabajando al unísono para que todos seamos felices y vivamos de la forma más armónica y consciente posible, hacia una meta compartida.

Quizás suene utópico, e ingenuo, pero la cerrazón mental no ayuda a nadie, seguir anclados al dinero, al trabajo asalariado, a la deuda y a la falsa necesidad de un modelo productivo capitalista, es ponernos la soga al cuello y lanzarnos al vacío. Seguir pensando como esclavos, es lo que nos ha empujado a esta situación. Intenta pensar como un hombre libre de verdad, ya que lo que tienes ahora no es libertad, sino un mal sucedáneo. Imagínate cambiando el mundo, crea tu propia utopía, diseña tu mundo ideal, un sistema justo en el que la verdad impera, en el que no hay hambre y no hay guerra, no existe el terror y todos tienen su sitio.

Trata de imaginar cómo llevar todas estas metas a cabo, y llegaras a las mismas conclusiones que yo, hay que deshacerse de este modelo de sistema para crear nosotros el nuestro.

Pero esto lo saben también las élites desde hace siglos, la economía capitalista de nuestro actual sistema, es insostenible, está tocada de muerte, pero la diferencia es que a ellos, le importas muy poco. Tu vida, tu familia, tus seres queridos, tus circunstancias, tus necesidades, tus sueños y tus anhelos, son poco menos que nada para ellos. Si aún crees que ellos van a tenerte en cuenta, o que van a respetar tu decisión, que van a tomar en cuenta tu voto o lo que protestes a través de redes sociales, es que solo eres carne para la picadora.

 Publicado por Rubén Torres

Fuente: http://lacosechadealmas.blogspot.com.es/2017/06/un-sistema-invertido-contra-la-economia.html


Es tiempo de división.

Es tiempo de división, es tiempo de fragmentación, es tiempo de medievalización, es tiempo de oscuridad o eso quieren hacernos creer…
Cuando el rebaño se revoluciona, lo acotamos con un redil que no es fácil saltar, el nacionalismo. Tras el fracaso del ebola, la nueva falsa bandera se llama nacionalismo, enfrentar hermano contra hermano por un ínfimo trozo de tierra y una bandera manchada de sangre. Da lo mismo Cataluña, País Vasco, Escocia…
Ellos no buscan que nos identifiquemos, que busquemos en nuestras raíces o que potenciemos nuestra cultura, solo quieren el enfrentamiento.
Divide y vencerás…
Y aparentemente lo están consiguiendo, mientras nos digan que esa tierra y ese trapo somos nosotros, nos seguiremos engañando y nos seguirán venciendo los mismos. Aun seguimos sin ser capaces de ver quien
orquesta estas campañas separatistas,cuando digo separatista no me refiero al
territorio, si no al humano, por que lo separan de su hermano, de su esencia, de su libertad.
Si el rebaño da problemas, pongamosle un cercado mas pequeño, da lo mismo si la granja se llama España o Reino Unido, da lo mismo, por que seguiremos siendo un rebaño, si somos incapaces de ver lo que nos une y solo vemos la diferencia, no como una riqueza, si no como una excusa para continuar alimentando mas el odio, seguirán ganando los mismos.
No somos ciudadanos de una comarca, no somos ciudadanos de una nación, somos ciudadanos de un PLANETA.
Y mientras sigamos la zanahoria de banderita y la identidad nacional, no podremos salir del redil. Mientras sigamos creyendo que somos insignificantes, unos tristes monos venidos a más, seguiremos pensando como monos, esperando una recompensa por hacer lo que el amo ordena, pero sintiéndonos cobardes, cobardes por no atrevernos a tomar el lugar que nos corresponde, cobardes por conformarnos con la opinión mediática, cobardes por no atrevernos a llamar hermano a nuestro hermano, cobardes por no atrevernos a señalar a aquellos que intentan separarnos.
No hay mas nación que el Planeta y no hay mas bandera que la humana, ese debe ser nuestra premisa de ahora en adelante y olvidarnos de los pequeños cotos que nos ofrece el sistema, cotos de caza donde la inteligencia es perseguida y la identidad mal entendida.
¿De verdad quieres seguir viviendo en una granja?
Cuando un planeta entero espera ser conquistado por el corazón humano.
Publicado por Rubén Torres 

Las Almas Gemelas no existen.




Muchos son los que tratan de encontrar a su alma gemela, buscan técnicas para encontrar o realizan cursos. Las almas gemelas no existen, el concepto gemelo y alma no pueden ir juntos por que no existen dos almas exactamente iguales, eso solo se da en cuerpos físicos y aun así el concepto gemelo seria incorrecto.
Existen almas afines, almas que han compartido múltiples experiencias juntas y forman un grupo que encarna tomando distintos roles, dentro de ese grupo, se forman afinidades entre las almas, formando vínculos que sobreviven mas allá de las vidas que elijan, y cuando encarnan, esas almas se acaban atrayendo y encontrando, creando lazos fuertes de amistad o amor. Esas afinidades que se forjan en el ser (Ser-afines) perduran y se despiertan en cuanto esas almas entran en contacto, la sensación de conocerse desde siempre, la comunicación no verbal o la necesidad imperiosa de estar junto a ese Ser a pesar de no tener ningún vinculo sanguíneo o relación previa, es lo que muchos han llamado como alma gemela, quizás porque ese Ser lo notas tan igual, tan afín a ti que casi es un reflejo tuyo, eso es lo que se llama alma gemela, pero que no es mas que un alma afín.
Todos tenemos almas afines, pero no todos tenemos la oportunidad de encarnar en el mismo instante, así que es probable que el ser mas afín que encuentres no sea tu pareja o que finalmente encarne, en un hijo o un nieto o incluso no coincidas en esta vida con ella. Por eso es inútil buscarla, por que si tu alma mas afín encarnó contigo seguramente la hallas encontrado ya, porque es algo que se atrae inconscientemente y es imposible de evitar.
Aquí nadie se pierde, tu alma afín no esta perdida, el instante que estas viviendo es demasiado breve y pronto os volveréis a encontrar, todos pertenecemos a un grupo, pero estos grupos eventualmente se separan para encarnar de distintas formas.
Según se evolucione estos grupos crecen y las almas afines aumentan en número, ya no hay un alma afín sino un alma grupal, la suma de almas afines formando una sola alma, así es como se van sumando y se llega a la Fuente para acabar formando un todo y volver a empezar.

Despierta, Trabaja…




Muchos despiertan y muchos mas despertaran, pero esto es solo el principio, ahora os queda el trabajo duro.
No se trata de buscar la verdad universal, eludir la mentira e identificar a los que la propagan, es no volver a caer en creencias disfrazadas, desprendernos de todas las que aún portemos y desprogramarnos totalmente.
Hay que pasar por una serie de fases para lograr evolucionar correctamente, buscar en nosotros, reconocernos, saber quienes somos realmente, identificar nuestra luz y nuestra sombra, recordar y recordar…
Acabar con creencias es empezar a saber. Sabemos que hay Dios, sabemos que tenemos alma, sabemos que somos inmortales, sabemos que somos eternos, sabemos que somos infinitos, sabemos que reencarnamos, sabemos que esta no es la primera vez que estamos aquí, sabemos que habrá otras mas, sabemos que el tiempo es solo una ilusión propia en el diseño de este mundo, sabemos que cuando falle nuestro cuerpo no será el fin…
Entonces sabemos que no hay que tener miedo y debemos tomar el control de nuestra existencia, debemos asumir la responsabilidad de quienes saben que son luz, de quienes saben que hay consecuencias en sus decisiones, de quienes saben que hay hermanos que están perdidos, pero ellos deben pasar el mismo proceso que nosotros. Nadie se pierde, todos llegamos, unos antes, otros mas tarde, eso no importa, lo que importa es empezar a darnos cuenta que si estamos despiertos es para dedicarnos a ello y empezar a pasar todos los procesos de cambio, para que la transformación sea completa.
La evolución espiritual ha de ser un camino personal, no podemos tutelarnos mas, cada uno, ha de asumir su papel y trabajarse a si mismo, buscarse y recordarse, la información esta en nosotros, la verdad esta impresa en nuestro interior, debemos averiguar como leerla, debemos recordar donde la pusimos y como encontrarla.
No hay salvación porque no hay culpa, no hay guía por que nosotros ya tenemos todos los datos, no hay maestro por que ya sabemos todo lo que hay que saber, no hay mas ser de luz que tu mismo.
Empieza a creer en ti y en tus posibilidades, tienes las respuestas, están ahí esperando.
Tus hermanos, tus amigos, tu familia, seres de luz como tu, viviendo la misma experiencia en un cuerpo de carne y hueso, te ayudaran a que busques dentro de ti, no importa que estén despiertos o no, ellos con una simple palabra, pueden desencadenar todos tus recuerdos, una frase, un texto…
No solo te ha de “resonar” todo tu Ser te dirá que eso es así, que ya lo sabias, pero no te percataste hasta entonces, pídete a ti mismo, concédete el conocimiento propio, no te creas inferior, no pienses que por ser un simple “mortal” no eres un ser maravilloso lleno de cualidades excepcionales, capacidades asombrosas esperando a que las explores, esperando a que tu mismo te concedas permiso.
Debes entender que existen muchos entes tratando de confundirte, entes que tomaran distintas formas, que se harán pasar por aquello que buscas, que ansían contactar contigo, entes que te tentaran y harán que tropieces una y otra vez, pero esa es su tarea, tu solo tienes que centrar tu atención en ti y marcarte una meta, no esperes que ningún canal, te enseñe lo que ya sabes, nada externo es mas importante y esencial que el tesoro que guardas en tu interior. Que el velo no te impida ver lo que hay en ti, has pasado por esto muchas veces, es hora de conocer quien eres, de recordar y no volver a repetir.
Superación, crecimiento, evolución y ascensión, son los pasos para que tu proceso se complete de forma correcta, no podrás eludir ninguno de ellos y no podrás encontrarte contigo mismo sin no comienzas a quemar estas etapas.

El proceso evolutivo del alma.

Para comprender de forma sencilla, como es el proceso evolutivo del alma, en el cual, el alma crece y evoluciona en su experiencia, a través de las distintas densidades, tomando distintos cuerpos físicos, en múltiples y distintas formas dentro de esos entornos de densidad distinta.

Debemos entender por densidad, la capacidad de concentración de energía en un mismo cuerpo. Dentro de los distintos cuerpos en diferentes densidades, desde un mineral que tiene el 100% de densidad, a nosotros que tenemos aproximadamente un 80% o en cuerpos más sutiles, que este porcentaje baja considerablemente, hasta desaparecer para nuestros cinco sentidos.

La forma mas didáctica de comprender esto, es tomando el ciclo del agua. El agua, cuando toma la forma del hielo, estaría haciendo su encarnación mas densa, mas o menos lo que somos nosotros ahora, posteriormente y gracias a la radiación solar, el agua se transforma y pierde su cuerpo físico mas denso y toma un cuerpo mas sutil, como es su forma liquida, con la que puede fluir y vivir de distintas formas, en distintos entornos de experiencia, posteriormente y gracias nuevamente a la radiación solar, el agua se transforma nuevamente y toma un cuerpo aun mas sutil, en forma de vapor, este cuerpo puede ser tomado como una de sus formas físicas mas sutiles, aunque el agua puede tomar aun formas mas sutiles, como la humedad.

El agua gracias a la acción solar, va transformándose y evolucionando de un cuerpo muy denso cuando es hielo, hasta uno muy sutil, cuando es vapor, o humedad en el ambiente. Nosotros no somos muy distintos y aunque el proceso se nos antoje más lento, al igual que el agua, debemos pasar por un proceso para que se lleve a cabo nuestra transformación. Somos agua en un porcentaje muy alto y en nosotros la radiación solar juega un papel decisivo en este proceso, ya que nos alimentamos de su luz y la necesitamos para alimentar nuestra propia luz.

El agua como nosotros, puede llegar a pasarse miles de años congelada en un iceberg, puede pasarse el mismo tiempo, fluyendo a través de ríos y canales, ser bebida o estancarse en un charco, pero sabe que tarde o temprano volverá a su cuerpo mas sutil y subirá al cielo a fundirse con su grupo (nube), el cual volverá a descargar y encarnar de distintas formas cuando mas falta haga y donde mas falta haga.

Nosotros como en el agua, somos inmortales y eternos, da igual si vivimos congelados, si nos toca pasar por cloacas y ensuciarnos con lo peor, tarde o temprano, como le sucede al agua, nos transformamos, tomamos nuestra forma física mas sutil y nos desprendemos de toda suciedad que pudiera hacernos permanecer estancados, finalmente nos elevamos y esperamos en el cielo, para descargar nuevamente nuestro amor, allí donde mas falta haga.

Publicado por Rubén Torres

Fuente: http://lacosechadealmas.blogspot.com.es/2017/02/el-proceso-evolutivo-del-alma.html


Espiritualidad manufacturada, consumida y reciclada.

 

Una de las formas en las que la nueva espiritualidad ha redefinido ciertos conceptos, es a la hora de expresar la comunión entre el cuerpo, la mente y el espíritu. Si bien con la mente y con el espíritu cada cual o cada quien, han ido arrimando el ascua a su sardina y han retorcido estos conceptos para manipular creencias, bien para lucrarse o bien para afianzar y forjar férreamente formas de pensamiento que nada tienen que ver con la esencia del Ser humano, y su concepción completa, y más con una compulsión por controlar la voluntad de aquellos incautos que caigan a sus redes, o incluso ambas, porque no olvidemos que la corrupción del Ser comienza con la aceptación de la necesidad económica.

El espíritu se corrompió en el momento que se convirtió en credo, se llenó de conceptos, se relativizaron los sentimientos y se aglutino todo en un batiburrillo de etiquetas, subjetividades, e interpretaciones comúnmente conocido como Metafísica.

La mente se corrompió en el momento que le crearon un enemigo y se le coloco un espejo y se le inculco que el mal, esa sombra oscura y tenebrosa, vivía allí. El ego fue el enemigo a batir, una lucha fratricida a muerte que desde la espiritualidad nos enseñaron a ensañarnos con nosotros mismos, retorciendo una vez más el pezón de la culpa, de donde maman todos estos mediocres.

El cuerpo no sufrido mejor destino, ya que la programación y la agenda espiritual tenían pensado para él algo mucho menos elevado y sutil.

La espiritualidad trata tu cuerpo como una materia mas que reciclar.

La mentalidad del reciclaje de todo lo fabricado y manufacturado se extrapola a lo eterico y estas entidades superiores, elevadas y evolucionadas, no instan a considerarnos parte de la cadena de producción, obligándonos a aceptar un proceso de reciclaje como es la reencarnación, como un proceso lógico y normal.

¿No será que solo somos parte de una manufactura y nuestra existencia solo forma parte de un fondo de catalogo? Es lo que se desprende si a toda esta pantomima espiritual le quitas ese halo sacrosanto y dogmático que nos vendieron, una manufactura biológica piramidal en el que absolutamente todo es energía, y todo por supuesto, se recicla.

No son pocas las veces que se nos ha quedado impregnado como algo estipulado y lógico, que en la espiritualidad se refieran al cuerpo, como un Vehículo o un simple Contenedor. Prácticamente nadie ya se refiere al cuerpo físico como lo que es, una parte más de ti, que va unido a tu Ser y forma parte (mientras vives) de él y él de ti.

Se ha propagado el desprecio total hacia esa parte física de ti mismo, denominándola genéricamente como 3D, formando una idea impersonal y genérica del cuerpo, algo sin importancia, como de “marca blanca”. Así pues, tenemos a un montón de gurús, metafísicos, canalizadores, terapeutas o médiums, etiquetando tu cuerpo, algo que es tuyo, y que quieras o no, te pertenece y va íntimamente ligado a tu Yo (ese Yo que insistentemente atacan estos mismos) como algo accesorio, un simple complemento, materia prescindible, una carcasa.

Podríamos entrar en diatribas sobre el papel que juega el cuerpo físico, según la interpretación gnóstica, bíblica o religiosa (según la iglesia católica, tu cuerpo y tu alma les pertenecen tras el diluvio, publicado tal cual en bula papal, es por ello que el rito del bautismo con agua como símbolo, no es más que la aceptación de este arrendamiento), pero no es sobre formas conceptuales sobre las que quiero apoyarme, sino como se ha etiquetado insistentemente e intencionadamente a una parte de ti mismo con términos despectivos.

Tenemos asumido que un vehículo es algo que tomamos como una herramienta, para cumplir una función específica y después ser desechado cuando se avería o deja de funcionar, un utilitario. Si asociamos y permitimos asociar estos conceptos, nuestro cuerpo no será más que algo que se toma y se deja, es una posesión material más y carece de relevancia. Algo que aquellos que aún creen en la reencarnación como forma natural de evolucionar, agarran como clavo ardiendo para justificar lo injustificable.

Por otra parte tenemos a los que prefieren definir al cuerpo como un simple contenedor, esto es más común oírlo y leerlo en canalizaciones. El cuerpo es un simple contenedor, algo desechable. Tenemos asociado el concepto contenedor como el lugar donde solemos echar desperdicios, escombros o desechos de toda índole. Si aceptamos esta etiqueta, estamos aceptando que nuestro cuerpo es solo un lugar donde habita la inmundicia y la bazofia. Una forma amable y espiritualmente evolucionada y ascendida, de llamarte basura a la cara y continuar con una sonrisa iluminadora y forzada en el rictus.

Tanto si aceptamos y asumimos vehículo o contenedor, como términos útiles y lógicos para definir a tu cuerpo, has de saber que inconscientemente te estas infravalorando, estas pisando tu autoestima y estas abriendo un nuevo frente de lucha contra el Yo, que no es otro que tú mismo.

En el supuesto de que aceptes estas doctrinas espirituales y luches en tu mente contra tu Ego, y definas tu cuerpo como un simple contenedor, estarás no solo perdiendo esta batalla, sino que acabaras completamente disociado de tu Ser, abriendo de par en par la puerta, a que tome tu cuerpo, y el control de tu mente cualquier entidad.

Evidentemente todo esto no es casualidad, y forma parte de algo muy bien orquestado, esta lucha interna contra tu ego y tu cuerpo, alejándolo totalmente de su espíritu, alejándote totalmente de lo natural, de lo ordenado y sano. No es ilógico encontrar tras la aceptación de estas creencias, personas deprimidas y en distintos procesos de disociación, no es ilógico ver una sociedad en la que nadie esta conforme con su cuerpo, nadie se acepta tal cual son, y nadie parece comprender que todo esto tiene un sentido y una intención, muy alejada de lo ético y lo moral.

Ya no se trata de dividir a una masa, para enfrentarla y controlarla, se trata de dividir y fragmentar tu Ser a través de la programación del auto-trauma, que a ellos les hace la vida mucho más fácil y que asegura un control de prácticamente el 100% de la población.

Conectar con tu Ser, pasa obligatoriamente por desprogramar todo esto, por unir todos esos fragmentos rotos que dejo la falsa espiritualidad en ti, entender que todos esos que contactaron con lo “sutil” solo trabajaban para una agenda que solo quería destruir todo indicio de un despertar real y una toma de conciencia totalmente empática e intuitiva.

Es curioso que todas estas entidades que etiquetan como contenedor a ese mal llamado cuerpo 3D, estén ansiosos por tomar tu cuerpo a toda costa y tú por creer y confiar, les permitas la entrada de par en par a tu palacio interior, hasta tal punto, que te echen a patadas de él.

Es la razón de la sinrazón manifestada, y puesta en práctica a tu servicio, ahora decide que haces al respecto.

Publicado por Rubén Torres

Fuente: http://lacosechadealmas.blogspot.com.es/2016/12/espiritualidad-manufacturada-consumida.html