Lo importante es lo que no se ve

El control y la intervención etérica de los cuerpos sutiles.

Cuando se topa con la información que existe sobre las abducciones o las intervenciones extraterrestres sobre personas, finalmente les queda ese fenómeno como algo aislado, algo que vive una minoría, algo pintoresco que ver en un programa de misterio, que no te toca de cerca y que no se sufre en nuestras carnes, y por tanto, aparentemente no supone una amenaza. Estos secuestros “express”, en el que unos bajitos te llevan a rastras, te hacen multitud de pruebas “medicas” y te sueltan como si nada hubiera pasado, quedando todo, como un mal sueño o un recuerdo difuso, o con suerte, ni eso, pero al final queda, como algo testimonial que esta ahí, pero que nadie quiere saber mas de la cuenta, son hechos excesivamente traumáticos e injustos, como para mostrarnos mínimamente empáticos, y como en teoría no existen los extraterrestres, pues al final… Qui lo sa. Al final te quedas con la postura cómoda, de saber que por fortuna a ti no te pasa. Craso error, todos sufrimos algún tipo de abducción (si, has leído bien, todos), todos pasamos por el aro, todos hemos sido controlados, procesados y etiquetados de algún modo. Todo pastor conoce a su rebaño y tú no ibas a ser menos.

Otro tema que suele ser recurrente en estos casos, son los implantes. Todos los abducidos tienen implantados ciertos mecanismos de control, insertados bajo su piel, en distintas partes del cuerpo, principalmente la cabeza y extremidades. Al igual que tú, se lo haces a tu mascota, o los antropólogos lo hacen a los animales salvajes que estudian en sus entornos naturales. A nosotros también nos los ponen, ellos saben mejor que tú, quien eres y por donde pastas, les perteneces (o eso creen), son tus creadores y por tanto se creen en el derecho de aplicar toda su tecnología en tu control. Estas catalogado e inventariado, saben todo de ti y en cuanto cambie algo en ti, tus implantes harán que salten las alarmas y serás reconducido. Existen los implantes físicos, que habitualmente son puestos en los que sufren la abducción física, es decir, se llevan el paquete completo, les interesa su cuerpo y su alma, por lo tanto según su grado de interés, así será el tipo de abducción y el numero de implantes que tengas en tu cuerpo, así como diferentes sus funciones. Además de los implantes físicos los cuales portan una amplia minoría, están los implantes energéticos o también conocidos como etéricos, los cuales los portamos casi todos (99,9% de la población) estos implantes no son físicos, se colocan en los cuerpos energéticos y los tenemos absolutamente todos en un origen, posteriormente se pueden extirpar, si eres consciente de que los tienes y sabes como hacerlo o donde acudir.

Las abducciones también se producen en el astral. Mientras estamos en periodo de sueño, de vez en cuando, pasamos por el control y nos revisan los implantes o simplemente nos los sustituyen. Hay diferentes tipos de implantes y cumplen distintas funciones. Cuando entramos por primera vez a este planeta, lo hacemos cumpliendo unos requisitos que negociamos y finalmente aceptamos, porque nuestro cometido aquí es más importante que cualquier cosa que le puedan hacer a tú cuerpo o implantar a tú alma. Primeramente colocaran unos implantes para anclarte al planeta, estos anclajes son sistemas de baja frecuencia y de control. Al reducir tu frecuencia al estado que desean es más fácil dominar la extraordinaria fuerza vital que tienes y a su vez, es más fácil inducirte al estado de baja frecuencia que es la que ellos necesitan. Posteriormente colocan un implante, que cumple la función de modular, encender y apagar tus vórtices energéticos (chakras), por lo general operaras y vivirás, solo con tres de ellos operativos, esto quiere decir, que en el instante que tu enciendas todos tus chakras, ellos lo van a saber y serás el blanco de distintos tipos de ataque según el grado de activación que efectúes, si tu apertura es puntual, sus ataques serán de tipo advertencia, en el que te inducirán estados miedo, para que bajes tu frecuencia y te desactives de nuevo, son actuaciones de control del sujeto en el que el objetivo es evitar tu activación energética en unos rangos que no les sirven. Si por el contrario, tu apertura es demasiado fuerte y constante, te crearan un paradigma para mantenerte controlado, creando una parafernalia de contacto en el que tenerte sometido y controlado, ya sea dándote técnicas de sanación, una misión trascendental, comunicación canalizada, etc… lo que popularmente se conoce como un trabajador de la luz. También se colocan implantes mentales, como sistema de control sobre el cuerpo (parálisis) comunicación mental (telepatía), así como la implantación de falsos recuerdos o memorias alienígenas. Estos implantes que portan falsas memorias, es un paquete que incluye distintos tipos de vidas no vividas, esto además tiene un pequeño añadido, no solo es capaz de inducir falsos recuerdos, si no que también es capaz de alojar memorias alienígenas, vidas de ciertos elementos jerárquicos que son guardados en los individuos en forma de back-up o copia de seguridad.

Es bastante común que en regresiones (ya sean naturales o inducidas a través de hipnosis) aparezcan recuerdos que no pertenecen a la persona, que esta a su vez, no se identifique con lo que aparece en la sesión, y que aquello que surge, le suene raro, no por el contenido, sino por no existir un vinculo sensorial entre la experiencia rememorada y su Ser. Las memorias alienígenas implantadas son simples back ups, copias de seguridad, que están duplicadas e insertadas en muchos de nosotros, guardadas e inaccesibles conscientemente, a no ser que se acceda a ellas accidentalmente a través de regresión o afloren de forma espontánea e incontrolada, con lo cual se puede llegar a la conclusión errónea, de que ese alienígena fuimos nosotros en otra existencia, es una confusión meramente mental, pero no real. Por regla general las memorias alienígenas insertadas, son de tipo reptil (la gran mayoría),  de algún modo, necesitan una conexión almica para mantener esas memorias activas, esto aun es hipótesis, ya que seguramente subyacen varias causas. Todos tenemos implantes de estos tipos y seguramente existan muchos mas. Las mujeres son las que se llevan la peor parte por su capacidad reproductiva, en la que los implantes que se les colocan son mas complejos y de mayor control, ya que el fin ultimo es crear un híbrido compatible sobre el que poder trabajar, para decodificar el código genético que aun tenemos encriptado y en el que creen que les daría acceso total al alma. Continuar creyendo que los ET´s perdieron la capacidad reproductiva por alterar su ADN o que sufren una degeneración que tratan de reparar, es un cuento para niños que no se sostiene por ningún lado.

 

Siempre que nos adentramos en el mundo de los sueños, abandonamos nuestro cuerpo y en el astral, podemos “vivir” una experiencia onírica recreativa, un proceso de restructuración, un proceso de concienciación o un proceso de implantación, revisión y control. En el primer caso tendremos ese sueño común en el que los personajes, los lugares y el tiempo, aparecen mezclados, son surrealistas e incomprensibles cuando los revivimos al despertar. Las experiencias de restructuración es cuando organizamos nuestro futuro inmediato, para escoger la línea de tiempo más favorable a lo que se va a ir materializando en nuestra realidad.

Anton Parks podría ser un claro
ejemplo de memoria implantada.

El proceso de concienciación, es cuando tu operas desde el astral, dejándote esas zancadillas en tu vida consciente, que provocan que tomes conciencia y cambie tu forma de ver, sentir y comprender ciertas cosas, son los llamados Shocks, desgraciadamente la mayoría al enfrentarse a esos shocks maldice su suerte y vuelve a tropezar una y otra vez con la misma piedra, sin percatarse mínimamente de la causa.

La ultima es cuando estando en el astral, te toman y te reimplantan, te revisan los implantes o simplemente te los sustituyen, sacan y meten memorias. Piensa que tu alma es un inmenso e infinito banco de memoria, pero para que esa memoria continúe viva, debe estar conectada con el universo, la fuente o como mejor lo quieras llamar. De algún modo, estos alienígenas se desconectaron y necesitaron conservar sus memorias en almas vivas conectadas con la energía universal. Este planeta esta aislado, en cuarentena si lo prefieres, y esos que se creyeron dioses, realmente se creyeron el personaje y se desconectaron de la fuente, de su Sol. Como consecuencia, su tecnología les otorgo una inmortalidad simulada, pero no real, se desconectaron y perdieron la posibilidad de conservar sus memorias al finalizar su ciclo físico, ya que esta solo perdura mientras vives conectado al universo, si te desconectas es cuando realmente sucede la muerte, porque tu memoria, tu vida, desaparece. En su agónico intento por permanecer vivos implantan esas memorias, esperando lograr alguna hibridación física que permita alojar esa memoria en un alma nueva y retomar la verdadera vida. Esos caídos antiguos debieron morir hace milenios, pero sus instrucciones siguen operativas tratando de lograr la alquimia perfecta entre cuerpo y alma, para lograr reimplantarse y vivir de nuevo. Su existencia no física no les permite más que parasitar y poseer cuerpos. Ellos están en clara inferioridad con respecto a nosotros, tenemos apagada la voluntad, pero una vez tomamos conciencia de lo que pasa y del papel que juegan, somos invulnerables.

Una vez se reconocen los implantes etéricos, se identifican y se toma conciencia de su existencia en nosotros, es esencial eliminarlos todos ya que si alguno permanece, habremos dejado un resquicio para que se vuelvan a reponer. Es importante dejar de emitir ciertas frecuencia bajas para evitar que nuevos implantes nos sean colocados, vibrar en esas frecuencias densas es como abrirles la puerta de par en par, por eso nos cuesta tanto luchar contra ello. Los implantes están programados para nuestro control y es relativamente sencillo dejarse llevar por algo que esta en nosotros y desconocemos. No es cómodo saber esto, a nadie le gusta pensar que no tiene el control sobre su cuerpo, sobre sus emociones, sobre su vida, es cuestión de cada uno saber como manejar estos datos. Se puede continuar pensado que somos malos porque el ser humano alberga esa maldad, se puede creer que esto es parte de la experiencia evolutiva en el juego de la vida, se puede llegar a concluir que estas interferencias forman parte de este ciclo y ayudan a potenciar la compasión y trascender mas rápido. Pensar, creer, suponer, pero lo más importante es saber, luego esta en ti manejar el conocimiento u omitirlo.

Publicado por Ruben Torres

Fuente: http://lacosechadealmas.blogspot.com.es/2015/03/el-control-y-la-intervencion-eterica-de.html

PINCHA EN LA SIGUIENTE IMAGEN SI QUIERES COLABORAR

Formulario

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s