Lo importante es lo que no se ve

Reflexiones: “La física del Corazón II”. La espiritualidad y la ciencia

Él, el Universo en su más espléndida armonía y coherencia no deja de ser uno más de la multitud de Multiversos que existen en esta amalgama de energía cuántica la cual los seres humanos llamamos realidad y apenas estamos empezando a comprender.

En uno de esos multiversos esta el nuestro, un mundo en el cual coexistimos en una realidad 3D y una dualidad más que expresa.

El ser humano tiene la capacidad infinita de etiquetarlo todo y como no, de poner valor a las cosas, es decir, lo blanco y lo negro, lo bueno y lo malo, la partícula y la antipartícula, etc, como veis siempre necesitamos etiquetarlo todo y dualizarlo para tenerlo controlado. Con la espiritualidad y la ciencia pasa exactamente lo mismo.

Lo que para los espirituales es la capacidad de sanación a través de las manos, para la ciencia es palabrería y anti ciencia debido a que, no se pude demostrar con formulas matemáticas complicadas y teoremas físicos.

Pero la pregunta es la siguiente ¿Siempre fue así? ¿Siempre la espiritualidad y la ciencia han estado separadas la una de la otra?

En el presente estudio demostraremos que no, y que en realidad como todo en el Universo es uno y lo uno no puede estar desconecto de lo otro. Lo mejor de todo es que nunca ha dejado de estarlo, es simplemente la manipulación de la educación y de la comunidad científica en general en los últimos dos siglos lo que han hecho que nuestra mente se acostumbrara y aceptara este hecho y por qué no, crearlo.

No solo los Nazca, los Mayas, los Incas, los Hopi, los Dogón, los Sumerios o los Egipcios por decir unos pocos, entendían la totalidad y que el todo era uno.

Estas civilizaciones antiguas, excepto quizás los Mayas o los Egipcios, un poco más valorados pero igualmente igualados a todos los demás y olvidados, los hemos estudiado como unos pobres agricultores i/o antiguos indígenas con algunos conocimientos de ciencia.

Cabe decir que algunos de estas civilizaciones conocían de la existencia de estrellas y sus orbitas como es el caso de los Dogón (las tres estrellas de Sirio) o los Mayas que conocían y calculaban con precisión matemática la orbita de la tierra al sol o todos los eclipses que ha acontecido.

Todos ellos hablaban y respetaban al todo, y entendían la vinculación directa que hay entre el humano y el cosmos.

Dicho esto, me remonto a más de 3.000 años de antigüedad, al antiguo Egipto donde uno de los más conocidos sabios egipcios (los espirituales de la época) y al cual se le atribuye la escritura de los principios del libro “el Kybalion” “documento que contiene al conjunto de enseñanzas de la filosofía hermética, también conocidos como los siete principios del hermetismo” realizaba una amalgama entre ciencia y conciencia más allá de toda lógica para la epoca.

Los siete principios, o axiomas, como están descritos en el Kybalión son:

  1. Mentalismo. El Todo es mente; el universo es mental.
  2. Correspondencia. Como es arriba, es abajo; como es abajo, es arriba. Afirma que este principio se manifiesta en los tres Grandes Planos: El Físico, El Mental y El Espiritual.
  3. Vibración. Nada está inmóvil; todo se mueve; todo vibra.
  4. Polaridad. Todo es doble, todo tiene dos polos; todo, su par de opuestos: los semejantes y los antagónicos son lo mismo; los opuestos son idénticos en naturaleza, pero diferentes en grado; los extremos se tocan; todas las verdades son medias verdades, todas las paradojas pueden reconciliarse.
  5. Ritmo. Todo fluye y refluye; todo tiene sus períodos de avance y retroceso, todo asciende y desciende; todo se mueve como un péndulo; la medida de su movimiento hacia la derecha, es la misma que la de su movimiento hacia la izquierda; el ritmo es la compensación.
  6. Causa y efecto. Toda causa tiene su efecto; todo efecto tiene su causa; todo sucede de acuerdo a la ley; la suerte o azar no es más que el nombre que se le da a la ley no reconocida; hay muchos planos de causalidad, pero nada escapa a la Ley.
  7. Genero. El genero existe por doquier; todo tiene su principio masculino y femenino; el genero se manifiesta en todos los planos. En el plano físico es la sexualidad.

Analizando estos 7 puntos podemos extraer muchas relaciones entre lo que la espiritualidad de hace más de 3.000 años (como poco) y los descubrimientos del último siglo, nos pueden dejar a más de uno sorprendido.

Como la física ha demostrado en más de una ocasión, el Universo es mental, es una creación de nuestras propias mentes las cuales escogen en coherencia con todos, una posibilidad de las infinitas que hay en la nube quántica en la que vivimos de enería. No hay que decir los experimentos de la física quántica en relación a la creación y la modificación de la energía al ser observada por un observador consciente externo. Con lo que llegamos a la conclusión de que sí, todo es mental.

Llegados a este punto, lo que yo me pregunto es lo siguiente. ¿Si la energía es una onda en vibración y es el acto de un observador consciente desde fuera el que escoge una opción en concreto (una partícula de la onda de las infinitas posibilidades)?, en los inicios del big-bang que todo era energía en una sopa quántica de ondas, ¿quien había allí para observar que esa energía se densificara en partículas y con ellas se creara todo lo que vemos?

Otro de los puntos es la ley de correspondencia. Como es arriba, es abajo; como es abajo, es arriba o como es dentro es fuera y viceversa, (lo macro es igual que lo micro).

Lo mejor de todo es, que este hecho no vinculante tiene una trascendencia increíble en nuestro día a día. Si analizas la expresión como es arriba es abajo o como es dentro es fuera y que nosotros somos seres cocreadores y que modificamos la materia, podemos declarar que tal y como nosotros nos sentimos, es como vemos y modificamos nuestro Universo, pero no solo esto, solo hace falta ver como los cosmólogos hacen la representación de nuestro Universo y no la podrás distinguir de la imagen que hacen los neurocientíficos de nuestro cerebro, o como el Universo se conecta entre si (estrellas, quasares, planetas, pulsares, galaxias, etc.) para recibir y emitir información, justo lo que nuestro cerebro o nuestro cuerpo esta haciendo continuamente. Como el centro de la galaxia hace gusto en estos tiempos con nuestro sistema solar (predicho por los Mayas) es igual que hace nuestro corazón (Alción) con todas y cada una de los cúmulos y galaxias (órganos, células) irradiando/bombeando energía nueva/sangre nueva.

Lo mejor de todo es que, también encontramos representaciones megalíticas en este aspecto, más concretamente en la estepa de Giza, donde el complejo de pirámides y laberintos no solo esta alineado con el cinturón de Orión en su totalidad, sino también con las estrellas de la constelación de Cygnus y más aun, se demostró por dos Egiptólogos que tanto la meseta de Giza como el río Nilo tienes la perfecta correspondencia con el cielo astronómico de hace 10.500 años (edad de piedra).

Que decir de las orbitas de los planetas con la composición y/o estructura atómica.

El problema es que en muchos casos la energía y el Universo son juguetones y no nos lo enseñan de forma tan fácil para que veamos una correspondencia directa, y me explico.

Este principio nos dice que, como es dentro es fuera o mejor dicho como es lo macro es lo micro. Qué podemos decir de la estructura del ADN, no contiene en su totalidad a la persona que eres, no se podría clonar otro tú a partir de un pelo de tu cuerpo, o la reflexoterapia, no está energéticamente todo el cuerpo en la planta de los pies, o el estudio del iris a través de la iridiologia, ciencia que estudia al hombre a través del iris, una forma holística de entender al ser humano que nos habla tanto de su camino espiritual como de sus patrones genéticos, el principio de fractalidad.

El problema que reside en la ley es que, el ser humano espera que lo macro sea lo mismo que lo micro y viceversa de una forma lineal, el observador espera ver todo el universo en su interior con galaxias, estrellas, etc o en el interior del ADN esperaríamos ver a pequeños o diminutos seres igual que tú y yo pero en realidad, es la energía lo que importa y ésta se materializa en un estado u otro pero en definitiva el todo contiene a la parte y la parte al todo, es la energía total la que en definitiva corresponde. El problema es que pretendemos entender este hecho con el lóbulo prefrontal y la lógica nos dice que no, pero si lo miramos con el corazón, si lo pensamos con la conciencia que somos encontramos la relación de una forma directa.

Es como la palabra CANALIZACIÓN. Como pude leer en uno de las magníficos artículos de Misterios de la Astrofísica, Ca + Na + Li + Zación. Como este proceso necesita del ión de calcio (Ca) del ión de sodio (Na) el litio (Li),  para que nuestras neuronas usen estos tres elementos para realizar la acción de comunicación entre ellas o de canalización (acción de Modificar nuestro ión de Calcio para acelerar nuestras transacciones internas y generar el Litio que nos energiza desde dentro).

Este es otro de los muchos ejemplos donde el Universo nos lo pone delante y si no abrimos nuestra conciencia a una realidad de AMOR nos será difícil de aceptar.

Otro de los puntos es, todo es vibración y ritmo no dejan lugar a duda, todo nuestro Universo fluye y es vibración.

En otro orden de cosas también podemos enumerar los avances en los estudios donde se demuestra de que todo esta relacionado con todo, es decir, que dos partículas que han estado unidas siempre lo están aunque las separemos físicamente. Este hecho dicen los científicos que es como una gran telaraña que lo conecta todo de una forma quántica.

Por qué enumero esto, los indios de Norte América decían que la diosa araña había tejido su tela de araña para conectarlo todo y todo estaba relacionada entre si en el Universo. Digamos que es una forma llana de decir lo que la ciencia ha demostrado en un sinfín de veces con expresiones matemáticas y experimentos. Que forma más hermosa y elegante de explicar que todo es uno y esta conectado al todo de forma sutil y al alcance de todos.

Por no hablar de los estudios que han demostrado que un número determinado de personas pensando y concentrándose en amor, paz, felicidad, etc… modifican el estado conciencial del planeta o de su localidad. Estudios en la ciudad de Nueva York lo demuestran y también el estudio que llevan a cabo “Iniciativa de Coherencia Global”.

También, los antiguos Hopis decían que se necesitan 144.000 danzantes del sol que bailaran noche y día para crear la nueva tierra (un cambio en el sistema conciencial del planeta), y no solo eso, si no que, en el Apocalipsis 7:2-4 se decía también que, 144.000 personas lavaran sus vestiduras para ser salvadas ¿y entrar en la nueva tierra que crean?

No hay una cierta o más que cierta coherencia entre estos últimos puntos.

Otro de los puntos que podemos encontrar relacionados entre la espiritualidad y la ciencia es el siguiente.

Los espirituales nos dicen que en el cuerpo hay una serie de chacras empezando por el de la base de la columna y acabando por uno que tenemos en la coronilla. A través del que tenemos en la parte alta de la cabeza, es por donde nuestro cuerpo se comunica con el todo y con nuestra parte divina y/o la fuente.

En este punto, hay que recordad las investigaciones de Sr. John Eccles. Éste británico neurofisiólogo obtuvo el premio novel por sus avanzadas investigaciones en neurociencia.

Este señor a pesar de jugársela en el ámbito de la neurociencia afirmo que:

“Puedo especificar incluso en qué preciso momento a través del cerebro se conecta materia y espíritu y su área”

Este señor encontró un punto en la base alta del cerebro (coronilla), denominada Área motriz suplementaria que más tarde el canadiense Wilder Penfield acabo de dar con ella.

Por qué menciono esto, no es extraño que las antiguas tradiciones espirituales de las cuales nos vienen el conocimiento de los chacras y nos cuentan la conexión con el todo a través del chacra corona, neurocientíficamente el Sr. John Eccles diga que hay una parte del cerebro (coronilla) o chacra de la corona que es la parte la cual la materia (yo) me conecto con el espíritu (universo).

Por concluir y no aburrir a los lectores con más ejemplos, pondré el que más me gusta, el karma.

La pregunta es, ¿Cómo podemos relacionar el karma con la ciencia? En principio no tiene solución, eso si, pensada desde nuestro lóbulo frontal y racionalizando la pregunta. Pero si nos abrimos a la energía, a la conciencia y entendemos todo lo que hemos estado hablando en el presente artículo y que todo es todo (energía) y se manifiesta de formas diferentes, podemos llegar a resolver la cuestión.

De acuerdo con varias religiones dhármicas, el karma sería una energía trascendente (invisible e inmensurable) que se deriva de los actos de las personas. De acuerdo con las leyes del karma, cada una de las sucesivas reencarnaciones quedaría condicionada por los actos realizados en vidas anteriores. Es una creencia central en las doctrinas del budismo, el hinduismo, y otros los cuales a parte de lo que nosotros hacemos aquí en nuestras vidas físicas, también cuando vamos a venir a una vida física planificamos la misma, es decir, nos ponemos pruebas de antemano para crecer espiritualmente.

Enumerando el karma, cabe decir que, en el mundo espiritual o de conciencia sabemos y sostenemos que somos seres de luz (fotones) que bajamos a este plano de conciencia a experimentar y a crecer como entidades elevadas que somos y con esto, elevamos a nuestros hermanos y hermanas de luz, al planeta y a todo el universo y entidades que lo habitan, vamos que venimos a aprender y a avanzar con problemas y pruebas que nos vamos poniendo nosotros mismos cuando no estamos en este plano.

Junto con las pruebas que nos vamos poniendo y los actos que vamos realizando en todas nuestras vidas, vamos creando karma o energía, es decir, nos ponemos o hacemos problemas para que más adelante los podamos solucionar y una vez aprendido y solucionado el problema, ascendemos y nos acercamos un poco más a la totalidad que somos como seres de luz.

De todo esto yo extraigo lo siguiente, en base a la ciencia actual y a todas las teorías físicas, si la energía ni se crea ni se destruye y el universo es en su totalidad equilibrio, si yo creo un problema necesito crear la solución al mismo tiempo para que no haya un desequilibrio en el sistema no? es decir, que cuando yo tengo el problema que me esta molestando también tengo la solución aunque no la vea.

Como he dicho, cuando yo tenga o mejor dicho encuentra la solución al problema (solución = problema) como son energía iguales pero de signo diferente se cancelan y esto nos hace ser un poco más seres de luz, ascendemos.

En este punto me viene a la luz el principio de partícula – antiparicula y la aniquilación de las mismas.

Si una partícula y su antipartícula se encuentran en los estados cuánticos apropiados, entonces pueden aniquilarse la una a la otra y producir otras partículas.

Las reacciones como:

e+  +  e-  →  γ  +  γ

(Aniquilación de un par electrón-positrón en dos fotones) son un ejemplo del proceso.

Con este concepto tan sencillo y práctico podemos relacionar otra vez la ciencia y la espiritualidad en lo que se refiere a Karma y ciencia.

Si nosotros tenemos el problema/partícula y encontramos la solución/antipartícula hemos aprendido y hemos cancelado el Karma/energía con lo que de la energía que se desprende (fotones) somos un poco más luz/conscientes/AMOR.

Después de todo esto os animo a que experimentéis lo interrelacionado, todo es todo, lo único que cambia es la forma de la energía y sobre todo la conciencia del observador.

Somos Universos en estado puro y lo único que tenemos que hacer es creérnoslo.

Espero que me haya explicado con claridad y sobre todo trasmitido lo que siento, que la ciencia y la conciencia son una y siempre lo han sido.

Un abrazo para toda la humanidad y en especial para el equipo de starviewerteam.

Con todo mi AMOR.

Ramon Pernia para StarViewerTeam International 2012.

Fuente: http://maestroviejo.wordpress.com/2012/02/28/reflexiones-la-fisica-del-corazon-ii-la-espiritualidad-y-la-ciencia/#more-39111

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.198 seguidores